Efemérides

Día Mundial del Corazón: ¿por qué se celebra el 29 de septiembre?

elDiarioAR

0

Con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), la Federación Mundial del Corazón designó en el año 2000 el 29 de septiembre como Día Mundial del Corazón. Su objetivo es dar a conocer masivamente las enfermedades cardiovasculares, así como sprevención, control y tratamiento.

Día mundial del Acceso Universal a la Información: ¿por qué se celebra el 28 de septiembre?

Saber más

Las enfermedades cardiovasculares (ECV) son la primera causa de muerte en el mundo. Las enfermedades de corazón como el infarto de miocardio y el accidente cerebrovascular están entre las más mortíferas del planeta, ya que cobran 17,1 millones de vidas al año a nivel mundial. Estas muertes son en gran parte evitables, ya que con una alimentación saludable, con ejercicio físico diario y evitando el consumo de tabaco ayudamos a prevenir enfermedades de este tipo.

Algunas de las cosas que se pueden hacer para cuidar el corazón son:

  • Teniendo una dieta que evite el consumo de grasas saturadas, aumentando la ingesta de omega 3 y pescado.
  • Haciendo ejercicio físico al menos media hora todos los días.
  • Limitando el consumo en exceso de sustancias como la sal, el tabaco o el alcohol.
  • Controlando el colesterol y el peso, ya que la obesidad es un riesgo cardiovascular importante.

#InformaciónSalvaCorazón

El doctor Mario Fitz Maurice (MN 83671), médico cardiólogo universitario, especialista certificado en arritmias cardíacas, jefe de electrofisiología del Hospital Rivadavia y director médico del Instituto Nacional de Arritmias (INADEA) recuerda que cada 15 minutos muere una persona por problemas cardíacos, y la mitad de estos fallecimientos se da de forma súbita: en personas que no presentaron ningún síntoma antes.

Esto se puede evitar con controles anuales, información, sabiendo RCP y teniendo un desfibrilador cerca.” dice Fitz Maurice. “En Argentina, la ley Ley 27.159 obliga a los lugares públicos a tener desfibrilador. Sin embargo, en la práctica no ocurre. No hay suficientes desfibriladores. Y solo tener desfibrilador no basta. Tenés que saber hacer RCP, saber donde están los desfibriladores para poder usarlos”, subrayó.

El desfibrilador es un aparato electrónico pequeño y automático que diagnostica y trata arritmias y paradas cardíacas, pudiendo evitar muertes. Guía fácilmente al usuario con instrucciones de voz. Se conectan dos electrodos al tórax del paciente, que analizan el ritmo cardíaco y detectan si se requiere tratamiento eléctrico o no, y lo aplica si es necesario”, explicó el médico cardiólogo.

Los controles son los que nos van a salvar. La información. El saber dónde están los desfibriladores. El saber hacer RCP. Capacitarse. Para frenar las muertes súbitas es necesario que los desfibriladores estén señalizados. Que todos sepamos dónde están y cómo utilizarlos”. El especialista hizo hincapié en que “cualquier persona puede manipular un desfibrilador. Es imposible lastimar o generar más daño a una persona haciéndole RCP o usando un desfibrilador, porque la persona que lo necesita ya está inconsciente. Por otra parte, la ley protege a quien intenta socorrer a otra persona”.

Ante una muerte súbita, la persona que recibe RCP, tiene 20% de posibilidades de vida. Las posibilidades aumentan a un 80% si a la reanimación cardiopulmonar se le suma el desfibrilador. Hay que tener en cuenta que aquella persona que no reciba nada y solo espere a la ambulancia tiene un 0,1% de posibilidades de sobrevivir.

“Usá tu corazón para cada corazón”

El lema para el Día Mundial de este año es “Usá tu corazón para cada corazón”, haciendo referencia a pensar diferente para tomar decisiones correctas para la salud el corazón. La Fundación Cardiológica Argentina (FCA) establece tres pilares para usar nuestros corazones:

  • Usá tu corazón para la Humanidad: El acceso al tratamiento y apoyo a las ECV varía según los ingresos, ya que más del 75% de las muertes por ECV ocurren en países de ingresos bajos a medianos, pero el acceso puede ser un problema en cualquier lugar. Para eso, es importante difundir la toma de conciencia.
  • Usá tu corazón para la naturaleza: La contaminación del aire es responsable del 25% de todas las muertes por ECV. Ya sea con acciones individuales, como caminar o andar en bicicleta o esfuerzos a más largo plazo, como apoyar la legislación sobre aire limpio, cada uno de nosotros puede contribuir a un planeta más saludable.
  • Usá tu corazón para vos: El estrés psicológico puede duplicar el riesgo de infarto. Por eso, es que reduciendo malos hábitos, podemos mejorar nuestra salud, como con actividad física diaria, una alimentación saludable, no fumar, practicar meditación y dormir lo suficiente, ya que estos ayudan a reducir los niveles de estrés.

LC

Con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), la Federación Mundial del Corazón designó en el año 2000 el 29 de septiembre como Día Mundial del Corazón. Su objetivo es dar a conocer masivamente las enfermedades cardiovasculares, así como sprevención, control y tratamiento.

Día mundial del Acceso Universal a la Información: ¿por qué se celebra el 28 de septiembre?

Saber más

Las enfermedades cardiovasculares (ECV) son la primera causa de muerte en el mundo. Las enfermedades de corazón como el infarto de miocardio y el accidente cerebrovascular están entre las más mortíferas del planeta, ya que cobran 17,1 millones de vidas al año a nivel mundial. Estas muertes son en gran parte evitables, ya que con una alimentación saludable, con ejercicio físico diario y evitando el consumo de tabaco ayudamos a prevenir enfermedades de este tipo.

Algunas de las cosas que se pueden hacer para cuidar el corazón son:

  • Teniendo una dieta que evite el consumo de grasas saturadas, aumentando la ingesta de omega 3 y pescado.
  • Haciendo ejercicio físico al menos media hora todos los días.
  • Limitando el consumo en exceso de sustancias como la sal, el tabaco o el alcohol.
  • Controlando el colesterol y el peso, ya que la obesidad es un riesgo cardiovascular importante.

#InformaciónSalvaCorazón

El doctor Mario Fitz Maurice (MN 83671), médico cardiólogo universitario, especialista certificado en arritmias cardíacas, jefe de electrofisiología del Hospital Rivadavia y director médico del Instituto Nacional de Arritmias (INADEA) recuerda que cada 15 minutos muere una persona por problemas cardíacos, y la mitad de estos fallecimientos se da de forma súbita: en personas que no presentaron ningún síntoma antes.

Esto se puede evitar con controles anuales, información, sabiendo RCP y teniendo un desfibrilador cerca.” dice Fitz Maurice. “En Argentina, la ley Ley 27.159 obliga a los lugares públicos a tener desfibrilador. Sin embargo, en la práctica no ocurre. No hay suficientes desfibriladores. Y solo tener desfibrilador no basta. Tenés que saber hacer RCP, saber donde están los desfibriladores para poder usarlos”, subrayó.

El desfibrilador es un aparato electrónico pequeño y automático que diagnostica y trata arritmias y paradas cardíacas, pudiendo evitar muertes. Guía fácilmente al usuario con instrucciones de voz. Se conectan dos electrodos al tórax del paciente, que analizan el ritmo cardíaco y detectan si se requiere tratamiento eléctrico o no, y lo aplica si es necesario”, explicó el médico cardiólogo.

Los controles son los que nos van a salvar. La información. El saber dónde están los desfibriladores. El saber hacer RCP. Capacitarse. Para frenar las muertes súbitas es necesario que los desfibriladores estén señalizados. Que todos sepamos dónde están y cómo utilizarlos”. El especialista hizo hincapié en que “cualquier persona puede manipular un desfibrilador. Es imposible lastimar o generar más daño a una persona haciéndole RCP o usando un desfibrilador, porque la persona que lo necesita ya está inconsciente. Por otra parte, la ley protege a quien intenta socorrer a otra persona”.

Ante una muerte súbita, la persona que recibe RCP, tiene 20% de posibilidades de vida. Las posibilidades aumentan a un 80% si a la reanimación cardiopulmonar se le suma el desfibrilador. Hay que tener en cuenta que aquella persona que no reciba nada y solo espere a la ambulancia tiene un 0,1% de posibilidades de sobrevivir.

“Usá tu corazón para cada corazón”

El lema para el Día Mundial de este año es “Usá tu corazón para cada corazón”, haciendo referencia a pensar diferente para tomar decisiones correctas para la salud el corazón. La Fundación Cardiológica Argentina (FCA) establece tres pilares para usar nuestros corazones:

  • Usá tu corazón para la Humanidad: El acceso al tratamiento y apoyo a las ECV varía según los ingresos, ya que más del 75% de las muertes por ECV ocurren en países de ingresos bajos a medianos, pero el acceso puede ser un problema en cualquier lugar. Para eso, es importante difundir la toma de conciencia.
  • Usá tu corazón para la naturaleza: La contaminación del aire es responsable del 25% de todas las muertes por ECV. Ya sea con acciones individuales, como caminar o andar en bicicleta o esfuerzos a más largo plazo, como apoyar la legislación sobre aire limpio, cada uno de nosotros puede contribuir a un planeta más saludable.
  • Usá tu corazón para vos: El estrés psicológico puede duplicar el riesgo de infarto. Por eso, es que reduciendo malos hábitos, podemos mejorar nuestra salud, como con actividad física diaria, una alimentación saludable, no fumar, practicar meditación y dormir lo suficiente, ya que estos ayudan a reducir los niveles de estrés.

LC

Con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), la Federación Mundial del Corazón designó en el año 2000 el 29 de septiembre como Día Mundial del Corazón. Su objetivo es dar a conocer masivamente las enfermedades cardiovasculares, así como sprevención, control y tratamiento.

Día mundial del Acceso Universal a la Información: ¿por qué se celebra el 28 de septiembre?

Saber más

Las enfermedades cardiovasculares (ECV) son la primera causa de muerte en el mundo. Las enfermedades de corazón como el infarto de miocardio y el accidente cerebrovascular están entre las más mortíferas del planeta, ya que cobran 17,1 millones de vidas al año a nivel mundial. Estas muertes son en gran parte evitables, ya que con una alimentación saludable, con ejercicio físico diario y evitando el consumo de tabaco ayudamos a prevenir enfermedades de este tipo.