Por incertidumbre frente a cambio de presidente y el acuerdo con acreedores, la acción de YPF perdió 11,8%

Días agitados en la torre de Puerto Madero que YPF puso en venta

0

YPF, la empresa más grande de la Argentina, tocó hoy su valor de mercado en dólares más bajo de toda su historia luego de que el precio de su acción cayera 11,8% en la Bolsa de Nueva York.

La razón central del descenso de la acción en los últimos días está vinculada a la incertidumbre por el canje de bonos por US$6.200 millones y el cambio en la presidencia de la empresa, aunque en la petrolera detectaron este jueves la incidencia de una fake news enviada como mensaje de WhatsApp y reproducido cientos de miles de veces, en el que se mezclaban noticias ciertas, como la salida confirmada de Guillermo Nielsen y su probable reemplazo por Pablo González en la conducción, con aseveraciones falsas. El ataque fue especulativo y motivado por una usina vinculada con la oposición, dijeron dos ejecutivos que pidieron no ser identificados ya que no son voceros oficiales de la firma controlada por el Estado. Entre las falsedades consignadas como certezas en el mensaje de WhatsApp, la más llamativa hablaba de una estatización total de la empresa que cotiza en las bolsa de Buenos Aires y Nueva York.

La fake news traccionó con más fuerza cuando fue publicada por El Día, el periódico más importante de una de las 10 ciudades más grandes del país, La Plata. Al igual que el WhatsApp, la supuesta noticia de ese diario aseguraba que el presidente Alberto Fernández se disponía a estatizar el 100 por ciento de YPF, sin citar a nadie como fuente de la supuesta información. El diario acabó levantando la supuesta noticia de su portal sin dar explicaciones, mientras el link https://www.eldia.com/nota/2021-1-21-2-14-34-ypf-el-gobierno-avanzaria-con-la-estatizacion-total-politica-y-economia fue redireccionado a la portada.

En YPF no descartan pedir a la CNV una investigación sobre el origen de la fake news, que, en su visión, destrozó su valor de mercado e hizo caer el precio de sus bonos justo cuando la empresa renegocia refinanciar el total de su deuda.

La oficina de prensa de YPF declinó hacer comentarios.

El valor actual de la acción de la empresa es tan bajo -sufrió un derrumbe de casi 30% en lo que va del año-, que comienzan a aparecer voces que encuentran valor en la empresa.

El problema es que la caída del valor de YPF tuvo repercusión en todas las empresas argentinas que cotizan en Wall Street. A contramano del resto de las acciones de la plaza de Nueva York que subieron por la expectativa económica en torno a la asunción de Joseph Biden en la Casa Blanca, todos los papeles argentinos sufrieron pérdidas de envergadura. Las bajas fueron para la agrícola Cresud (-6,8%) y para la distribuidora de electricidad Edenor (-6,3%), por ejemplo. Otras que sufrieron perdidas fueron la cementera Loma Negra (-4,7%), la operadora de shoppings y propiedades comerciales IRSA (-5,6%, empresa hermana de Cresud) y la energética Pampa Energía (-4,7%).

La sangría en las cotizaciones de las empresas argentinas en Nueva York ni siquiera se detuvo con la difusión de las imágenes y el resumen del encuentro virtual entre la jefa del FMI y el presidente Alberto Fernández., que dieron lugar a la percepción de sintonía entre el organismo multilateral y el Gobierno argentino para reorganizar la deuda por US$44.000 millones legada por el Gobierno de Mauricio Macri.

YPF, una de las empresas argentinas de mayor facturación pero también la más endeudada, trabaja en una oferta final para refinanciar US$ 6.200 millones de su deuda emitida en el mercado internacional, que planea presentar antes del lunes, el último día que la firma tendría para hacer una nueva propuesta, de acuerdo a una serie de plazos regulatorios. Imposibilitada de abrir una renegociación formal con un comité de bonistas por falta de tiempos legales, la petrolera mantiene desde el sábado conversaciones informales con tenedores de sus bonos como Fidelity, BlackRock y Ashmore, entre otros.

En medio de ese proceso, el presidente de la firma, Nielsen, un economista con histórica relación con el mercado financiero y cargos en el Estado, fue reemplazado por el exsenador, ex vicegobernador de Santa Cruz y actual diputado nacional Pablo González, un hombre cercano a Cristina Fernández de Kirchner. La designación requiere todavía la formalización de acuerdo a los pasos legales exigidos por el estatuto de la empresa.

PG

Etiquetas
stats