¿Por qué el dólar blue se derrumba 15 pesos en un día?

Dólares

“A 270 es un regalo”, confesaba esta tarde P., un elegante cuevero de la City, al analizar el derrumbe del dólar blue en la jornada en que cayó 15 pesos, 5,2%, desde 295. Calculaba que entre los granos que liquidarían los sojeros -que hasta hace poco guardaban media cosecha en silobolsas- al nuevo dólar soja a $ 200 y las mayores restricciones a las importaciones, el Banco Central sumaría US$ 2.000 millones. Y es que cada vez que se acumulan reservas bajan los dólares paralelos, como sabe el presidente del Central, Miguel Pesce. ¿Por qué? Porque cuando la autoridad monetaria suma activos, cae el riesgo de devaluación del peso en el mercado oficial, que es uno de los temores por los que los inversores más o menos sofisticados recurren para cubrirse al blue, si tienen fondos en negro, o al MEP (Mercado Electrónico de Pagos) o al CCL (contado con liquidación), si los juntaron en blanco. El MEP, que se consigue triangulando con bonos en el mercado local, descendió a $ 274, un 2,3%, y el CCL, que se obtiene del mismo modo o con acciones en el exterior, retrocedió a $ 281, un 2,6%.

El impacto económico del atentado: en medio de las especulaciones, la centralidad de Cristina tapa el ajuste de Massa

El impacto económico del atentado: en medio de las especulaciones, la centralidad de Cristina tapa el ajuste de Massa

Pero P. no adjudica el descenso de los dólares paralelos solamente al anuncio de ayer del dólar soja por parte del ministro de Economía, Sergio Massa. “El miércoles, el jueves, el viernes feriado y hoy casi no hubo demanda de dólares. Acá hay falta de pesos por ser comienzo de mes y hay que pagar sueldos y todas las cosas de cada mes. No descarto un rebote”, completó el cuevero. Hoy también fue el primer día hábil posterior al atentado contra Cristina Fernández de Kirchner, pero el mercado financiero no interpretó por ahora que este grave hecho político vaya a tener impacto económico.

“Si aparece más oferta de dólares por liquidación de soja, debería bajar el precio”, analiza Santiago Abdala, director de Portfolio Personal Inversiones (PPI). “En el CCL hay una componente del precio que es claramente cobertura para evitar riesgo percibido. Si de pronto se ve que hay más dólares disponibles, entonces este precio es percibido como alto. En definitiva, así como vemos cada tanto que una mala noticia en lo político o en lo económico genera un aumento del CCL por la falta de confianza, podríamos afirmar que las medidas que se están tomando en la era Massa están generando confianza”, concluye Abdala. Su colega Juan Manuel Pazos, de la sociedad de bolsa TPCG, coincide: “La expectativa de que el dólar soja le va a permitir al Central acumular reservas descomprime la expectativa de que se quede sin dólares y eso tranquiliza los tipos de cambio paralelos”.

Pero no todos comparten el mismo análisis. Mauro Mazza, de Bull Market Brokers, agrega otros motivos al retroceso del paralelo: “El feriado del viernes, repentino, dejó sin liquidez al sistema. Tuvimos faltante de pesos. Quedaron operaciones pendientes y sin pesos para liquidar porque justo se sumó el feriado (de hoy) en Estados Unidos. Por lo tanto, lo del jueves quedó pendiente al viernes, lo del viernes al lunes. Todo se debería de acomodar mañana con más liquidez en pesos. Lo de Massa (el anuncio del dólar soja) son dólares en el (mercado) oficial, aunque hoy no se operó nada y, de hecho, el Central vendió reservas, pero implica un exceso de pesos en los financieros porque los sojeros no tendrán límites para operar el dólar MEP por más que operen (vendan) contra $ 200. Esperamos que esto se empiece acomodar mañana. Iremos de menor a mayor. El mercado está operando a media máquina por los feriados, y algunos malinterpretan... Si el dólar soja funciona, será un shock de dólares en el oficial y de pesos en el paralelo”. Al menos por ahora quedaron atrás los días de julio, tras la renuncia de Martín Guzmán y antes del ingreso de Massa a Economía, cuando el blue llegó a $ 338.

AR

Etiquetas
stats