La UIA no facturó el desplante: “Hay una clara vocación industrialista en el Gobierno", dijo Funes de Rioja

Daniel Funes de Rioja, presidente de la UIA, en el acto que se realizó en la fábrica de cerámicos Alberdi

0

Pese al faltazo al acto de la Unión Industrial Argentina (UIA) del presidente y las múltiples descoordinaciones que quedaron expuestas ayer en el Día de la Industria, el Gobierno parece haber cumplido el objetivo de bajar un mensaje alentador sobre la marcha del sector, que incluso fue respaldado por los principales líderes fabriles. Lejos de facturarle el desplante al presidente Alberto Fernández y sus ministros, Daniel Funes de Rioja, titular de la UIA, dijo ayer en su discurso y ratificó este viernes que el sector está "orgulloso" de cómo trabaja con el Gobierno y que identifican en el gabinete "una clara vocación industrialista".

Pese al faltazo en la UIA, el Gobierno busca instalar la recuperación de la industria como eje de su campaña

Pese al faltazo en la UIA, el Gobierno busca instalar la recuperación de la industria como eje de su campaña

“Hay una clara vocación industrialista. Esto no puede de ninguna manera ignorarse”, opinó el titular de la entidad empresarial en FM Futurock y destacó el “trabajo a través de las distintas mesas sectoriales”. “Uno no puede decir que no hubo diálogo. Lo hay y muy activo”, agregó y minimizó las divergencias: “Los matices son naturales. No todo lo que nosotros planteamos lo vamos a conseguir, pero pretendemos que por lo menos se reflexione y se busquen soluciones que compatibilicen la visión natural del Estado con la del sector productivo privado nacional”.

Funes de Rioja, por otro lado, afirmó que, pese a que hay aún “sectores afectados por la Covid-19” como la “hotelería, la gastronomía y el turismo”, se está dando una “reactivación importante” con “más del 65% de los sectores por encima de los niveles de 2019”. En ese sentido, el titular de la central empresaria subrayó la necesidad de “transformar la reactivación en crecimiento sostenido y sustentable”, y la importancia de la continuidad en las políticas de Estado como se da “en los países industrializados desarrollados”.

“Me parece que eso es lo que la Argentina debe tener y no un movimiento pendular donde cada dos, cuatro años cambia la política industrial y sus reglas de juego”, evaluó, y remarcó la importancia de la “infraestructura física, social, educativa y de conectividad” para desarrollar la industria.

Asimismo, señaló la necesidad de realizar un “esfuerzo concertado entre todos” para reducir los altos índices de informalidad de la Argentina. “La industria no quiere trabajo en negro, informalidad económica ni laboral. Queremos trabajadores formales, que estén registrados y socialmente protegidos”, sostuvo Funes de Rioja.

Luego de señalar la aspiración a un “modelo industrialista de desarrollo” y la necesidad de que la industria sea “un eje central de cualquier política de Estado”, apuntó a la apertura de nuevos canales de exportaciones, además de la producción para el mercado interno. “Hoy tenemos una participación baja en el comercio internacional y podríamos tener una mucho más alta. Tenemos una capacidad de producción y de expansión de nuestra industria para eso”, manifestó.

Por último, el abogado laboralista se distanció de las versiones acerca de que el Gobierno Nacional llevó funcionarios de segunda línea al acto que organizó la UIA ayer en la planta de Cerámica Alberdi en José C. Paz por el Día de la Industria. “Para nosotros no son de 'segunda línea'; son los interlocutores naturales”, dijo al referirse a los secretarios de Industria y de Comercio Interior, Ariel Schale y Paula Español, que concurrieron al acto.

Con información de Télam

MT

Etiquetas