Violencia de género

Córdoba: las hinchas de Talleres repudian la contratación de Diego García, imputado por violación en La Plata

Matadoras y feministas, las hinchas, socias, empleadas y jugadores de Talleres de Córdoba exigen la aplicación de un protocolo contra la violencia de género en su club.

La llegada de un refuerzo como el volante uruguayo Diego García tendría que ser un motivo de festejo para el Club Atlético Talleres (CAT) que disputa la Copa Sudamericana y hoy enfrenta de local al Emelec de Ecuador. Pero no fue así, en Córdoba, los socios e hinchas del club de barrio Jardín rechazaron en las redes y en cada debate futbolero la llegada a préstamo del jugador de Estudiantes de La Plata, imputado por el delito de “abuso sexual con acceso carnal” contra una jugadora de hockey del club. La víctima denunció que el ataque ocurrió a fines de febrero en una quinta del barrio El Rodeo de las afueras de la Capital bonaerense.

“Estamos indignadas, encima el Club no da la cara, porque lo anunció por la aplicación, donde no podemos poner nada. Estamos enojadas, más allá del jugador, más allá de la dirigencia, porque es un lío que afecta a Talleres por un contrato de dos meses. Encima la declaración de Medina, diciendo que es un buen muchacho, eso fue lo que nos colmó”; reclama Eliana Britos, socia e hincha de Talleres de Córdoba, quien desde hace veinte años va a la popular a alentar a su club. 

Alexander “El Cacique” Medina es el DT de Talleres y declaró en el programa Futbolémico de Radio Impacto: “Nosotros sabemos todo de los jugadores que traemos al club, sabemos de su historia particular, deportiva. Lo que pasa que nosotros no somos jueces para juzgar una persona. La que se tiene que expedir, es la Justicia”. Y agregó: “Conocemos al muchacho, tenemos antecedente de parte del cuerpo técnico lo ha tenido como compañero y lo conocen perfectamente en lo personal y Diego es un buen muchacho. Lo apoyamos mucho al jugador. La Justicia va a determinar. Es un muy buen jugador, ya lo teníamos considerado en algún pedido de pase de periodos anterior que por negociación no se pudo dar”.

Sobre la denuncia que pesa sobre el nuevo integrante de Talleres de Córdoba –pasó a préstamo hasta junio-, la fiscal Cecilia Corfield declaró a la agencia Télam que “hay elementos para sospechar que el hecho denunciado ocurrió y que hubo un autor”, señalando al jugador uruguayo de 24 años de edad, único imputado. 

La víctima que denunció a Diego García, anunció en las últimas horas, que dejaba de ser socia del club Estudiantes: “Hoy en día me di de baja y no soy más socia justamente por esto. El club no tomó las medidas necesarias para cuidarme. Se resguarda en lo legal, hablando de los derechos del denunciado, pero mis derechos se olvidaron. Sé lo que se habla, sé lo que se dice y a pesar de que sé que tengo el apoyo de muchos de ustedes, también sé que hay gente que dice que hago esto por dinero o por fama”.

En otro párrafo, la ahora ex jugadora de hockey del club platense, señala: “Desde que nací soy hincha de Estudiantes. Fui jugadora de hockey, representé la camiseta toda mi vida, adentro y afuera de la cancha. Siempre sentí que fue mi segunda familia y mi segunda casa, pero hoy lamentablemente no lo siento así. El club dejó de representarme en el mismo segundo que no supo defenderme ni cuidarme”.

Eliana Britos le dijo a elDiarioAR: “Nosotras presentamos un Protocolo para la Prevención de la Violencia de Género y no se tuvo en cuenta. Necesitamos un Protocolo y que se implemente la Ley Micaela, precisamente para proteger al Club en caso de que se presente alguna situación de violencia, acoso o denuncia dentro de lo que es el Club. Lo que pretendemos es cuidar a Talleres, no vamos en contra de la gestión de Andrés Fassi; tampoco es contra del jugador que traen; esto va más allá del jugador; queremos que se nos respete como socias. Además, traés a un jugador para una competencia internacional y sabés que no va a poder salir del país, que puede quedar preso; es una falta de respeto para la víctima, una falta de respeto para la Justicia”.

Natalia Peralta, una de las referentes del colectivo EMA Albiazules Feministas señaló que “nuestra negativa es que el Club traiga a un hombre que está imputado de abuso sexual con acceso carnal a una integrante del plantel de hockey de su propio club. ¿Alguien se puso a pensar dónde está nuestra seguridad?”.

La dirigente feminista albiazul agregó que “todos sabemos que Diego García tiene un proceso abierto en La Plata, que la distancia y la pandemia entorpece los procesos judiciales. Alejarlo del lugar de residencia juega a favor de eso. Nosotras no juzgamos, no condenamos, pero hay que darle prioridad a la víctima. En Estudiantes no estaba jugando, ahora lo cedió a Talleres, va a ser un jugador visible en todos los partidos que vamos a disputar y eso es una revictimización de la víctima. Pero nuestro reclamo va más allá del hecho puntual de Diego García, nosotras le solicitamos a la Comisión Directiva del Club que hay que crear un Area de Género y le llevamos un Protocolo de Acción para la Prevención de Violencia de Género que redactamos con el acompañamiento de abogadas, del Ministerio de la Mujer, del INADI, y nos contestaron que no era necesario, porque el Club ya tiene un Código de Conducta, que a nuestro entender es ambiguo y sin contenido”.

Natalia Peralta viene de familia futbolera, su papá es de Racing de barrio Nueva Italia y su mamá y su tía materna, de Talleres. Con esas dos mujeres aprendió a ir a la cancha desde su barrio Observatorio natal hasta “la Boutique” de barrio Jardín, como se conoce al estadio del Club Atlético Talleres. El lugar más lejos al que fue alentando al club de sus amores es Sao Paulo, cuando los cordobeses dejaron fuera de la Copa Libertadores en 2019 a los brasileños. “Y en el Argentino ‘A’ conocí todo el país, todas las rutas y pueblos argentinos”, cuenta orgullosa.  

El colectivo EMA Albiazules Feministas ya expuso los casos del arquero Marcos Díaz por incumplimiento de la cuota alimentaria a una hija extramatrimonial; o de Cristian Pavón, el ex Talleres que juega en Boca y fue imputado por la Justicia de Córdoba por un caso similar al de Diego García –abuso sexual con acceso carnal- y el de un periodista partidario que acosa y hostiga a las mujeres de Talleres. El club de barrio Jardín, también blindó a su ídolo Emanuel “Bebelo” Reynoso, cuando participó en mayo de 2017 de un incidente en el que hubo una balacera.

“Estamos cansadas de que nos ignoren, y éste es el límite: trajiste a un hombre imputado de violación. ¿Por qué lo traés?, ¿con qué cláusula?, ¿qué dice la Comisión de Diversidad y Género de Estudiantes sobre este caso?, todas esas cosas queremos saber y la Comisión Directiva no nos responde. Nosotras queremos que el Club funcione como una institución social y deportiva, esta dirigencia no escucha aportes ni críticas, su modelo es el del Fútbol Masculino en Primera. Y el resto, no importa”, acusa Natalia Peralta.

Maia Romero es otra de las EMA Albiazules Feministas que levanta su voz contra el machismo albiazul: “Mientras el presidente Fassi y la dirigencia se llena la boca con los valores; viene “El Cacique” Medina y dice que García “es un buen pibe”. En Talleres hace falta un Protocolo para erradicar las violencias, nosotras lo llevamos y fue cajoneado. Lo llevamos, lo presentamos en agosto de 2020. Y lo cajonearon, lo durmieron hasta octubre y nos dijeron nos dijeron que era inviable. En oc-tu-bre-de-20-20; no hace cuarenta años ¿entendés? Para el 8 de Marzo quisimos hacer un video en el estadio, subirnos a las gradas, en homenaje a nuestras mujeres, las jugadoras, las trabajadoras, las hinchas y nos tuvieron dando vuelta un mes. Yo estuve pintando la Boutique con mis manos, mis pinceles; yo aporté y alenté a mi club en el Argentino ‘A’; yo pagué la cuota todo 2020 y en 2021 sin ir a la cancha porque es mi club. Talleres es un club, no es una empresa”.

Talleres, no

Las EMA Albiazules Feministas presentaron en agosto del año pasado a la Comisión Directiva del Club Atlético Talleres (CAT) que preside el empresario Andrés Fassi un escrito de 17 páginas donde detallan el funcionamiento del Protocolo de Prevención, Acción y Erradicación Institucional contra las Violencias de Género, porque “creemos necesario que nuestro Club deba adoptar una postura al respecto, ya que no puede mantenerse ajeno al avance en el compromiso para erradicar las violencias de género por parte de otros clubes deportivos de nuestro país tales como Club Newell`s Old Boys, Club Atlético San Lorenzo de Almagro, Club Atlético Rosario Central, Club Estudiantes de la Plata, Club Atlético Huracán, Club Atlético Independiente, Racing Club, Club Atlético River Plate y Club Atlético Vélez Sársfield, entre otros. Este contexto amerita ahondar internamente en este aspecto, por ello, como Socias acercamos al Club una propuesta de “Protocolo de Prevención, Acción y Erradicación institucional contra las Violencias de Género”. Aspiramos a abarcar todos los espacios y sujetos con los que cuenta el Club, lo que permitirá ir construyendo los imaginarios presentes tanto al interior como hacia afuera, para así ir buscando entre todos y todas, el camino deseado por la Institución y las y los actores que la conforman”. 

Además, desde el colectivo se propuso “la creación de una “Comisión de Géneros y Diversidades”, de acuerdo al art. Nº83 de nuestro estatuto, espacio donde las y los hinchas se puedan acercar a consultar, recibir información y/o realizar las denuncias correspondientes. Dentro de dicho espacio, se podrá tener como objetivo planificar y realizar diferentes actividades en relación a estas problemáticas, como eventos, materiales de difusión, charlas sobre violencias, educación sexual, roles, capacitaciones apuntando a la prevención de las violencias de género y la promoción de la igualdad de derechos. De esta manera generaríamos un espacio de contención y formación para nuestra población albiazul, fomentando una comunidad más equitativa e igualitaria. De acuerdo a lo establecido por la Ley Provincial N° 10.706 Ley Micaela en el deporte”.

Un ejemplo del machismo del fútbol cordobés y de Talleres es lo que sucede en la Liga Cordobesa con el plantel femenino: “Hay 15 jugadoras que están esperando para jugar hace tres semanas porque Talleres no depositó un porcentaje a la Liga por el pase de Nahuel Bustos. Entonces la Liga sanciona a Talleres no dejando jugar al plantel que participa de la Liga, que es el plantel femenino. Quince mujeres no juegan porque no se pagó el pase de un hombre. ¿Querés otro ejemplo de machismo? Un mes estuvo el plantel femenino sin Director Técnico y sin Preparador Físico ¿te imaginás eso en el equipo de la Primera de varones?; ¿Querés otro ejemplo de menosprecio a la mujer? En un entrenamiento se lesionó Pilar Casas, las propias compañeras la sacaron entre ellas de la cancha, no había ni una camilla y mucho menos una ambulancia. Su papá la llevó a atender con su obra social, explícame esto en un club que mueve millones. Necesitamos un Protocolo que en el Club se implemente la Ley Micaela, mirá la paradoja, para cuidar a un club donde los hombres son mayoría necesitamos una ley nacida de la lucha de las mujeres como es la Ley Micaela”, reclamó Maia Romero.

Más críticas

En las redes, también se sintió la crítica de los hinchas de “la T”: “En una Argentina donde una mujer es asesinada cada 36 horas... Que tristeza... Igualmente, no me sorprende. Si en todos los temas sensibles siempre se caen hacía la derecha. Hasta en los más aberrantes, la tibieza gana por goleada. Ah pero el saludo a la Iglesia si está...”; tuiteó @Lucas_Salo. 

Y agregó otro tuit: “Y si claro que va a estar, todo tiene que ver con todo. Pregonan ética y valores. Muy triste, mínimamente por respeto a nuestras socias que sufren a diario la violencia de esta sociedad patriarcal”.

Mientras que @PelaElecTropico se opuso a la incorporación del jugador de Estudiantes de La Plata: “Te lo repetimos @CATalleresdecba. No queremos a García en nuestro club hasta q se defina la situación judicial. No se pueden cagar así en una denuncia tan grave cuando nos viven pregonando valores, familia, vida y coso. Tenemos un plantel hermoso, no hace falta mancharlo #Talleres”.

El usuario @elchichoperalta tuiteó: “Para Talleres las luchas sociales no son necesarias... Error, estoy generalizando. Para una sola persona esas luchas no son necesarias. Y esa persona es la que maneja la imagen institucional. Y es la que le miente en la cara a los socios. Se llama MC”; apuntándole al gerente de Relaciones Institucionales del Club Atlético Talleres, Miguel Cavatorta.

Para esta nota, elDiarioAR consultó al vocero del club, José Sanguedolce; quién se excusó de responder y derivó la consulta a Cavatorta. El directivo del club nunca respondió. 

GM

Etiquetas