"Alivio" y esperanza en los hospitales bonaerenses: sin casos de Covid-19, centran su atención en otras patologías

Trabajadores cuentan cómo la vacunación cambió las terapias intensivas.

La primavera llegó con camas de terapia intensiva ocupadas por otras patologías y el alivio del personal de la salud por haber superado meses completos de "temor a lo desconocido". Temor por contagiar a sus queridos y la constante incertidumbre frente a un escenario de tensión, tanto hospitalaria como física y mental. Hoy, los directivos de los centros de salud que cuentan con cero casos de coronavirus internados pronostican una situación más cercana a "la normalidad" de un hospital aunque siguen trabajando en los cuidados vinculados al virus que en el país dejó más de 114.000 fallecidos y más de 5 millones de personas recuperadas de la enfermedad.

La baja de los casos de Covid-19 y cómo descomprimió las terapias intensivas en el país

La baja de los casos de Covid-19 y cómo descomprimió las terapias intensivas en el país

Este lunes, la ministra de Salud, Carla Vizzotti, destacó que el país lleva "casi 17 semanas consecutivas de descenso del número de casos" de coronavirus, con un nivel de internaciones por ese cuadro similar al de "junio del año pasado", lo que resaltó como un "número bajo y muy alentador".

Recibí nuestros newsletters
Seleccioná todos los que te interesan.

Atención flotante por Alexandra Kohan
Cuchá Cuchá por Julieta Roffo
El mundo es azul como una naranja por Alfredo Grieco y Bavio
Gracias por venir por Victoria De Masi
Infusión por Javier Borelli
Justicias por Catalina De Elia
Las columnas de Abel Gilbert
Las columnas de Alejandro Galliano
Las columnas de Carolina Castro
Las columnas de Fabián Casas
Las columnas de Florencia Angilletta
Las columnas de Franco Torchia
Las columnas de Juan José Becerra
Las columnas de Luciano Lutereau
Las columnas de Romina Paula
Las columnas de Tomás Abraham
Mil lianas por Agustina Larrea
La ecuación del disfrute por Maleva
Es gratuito y podés darte de baja en cualquier momento.

"Estamos contentos, hoy no hay casos y desde la semana pasada que estamos sin ingresos a Terapia Intensiva. Hasta el viernes, veníamos con cinco días de cero positividad. Tenemos patologías que son de cirugías del equipo operatorio y aquellas que, por la pandemia, se venían desatendiendo. Al igual que en los pisos, la ocupación de camas en quirúrgicos se debe a cirugías que se venían programando por no ser de emergencia", indica Cecilia Jascheck, Directora del Hospital Provincial Rodolfo Rossi, a elDiarioAR.

El Rossi de La Plata llegó a tener 31 pacientes ventilados con respirador durante varios meses en forma constante y tres pisos de sala general todos ocupados con pacientes con coronavirus. Ahora, miran hacia atrás y consideran tres momentos distintos que demarcaron los esfuerzos y dificultades del personal de la salud en pandemia: "Tuvimos diferentes situaciones de la primera a la segunda ola. En la primera no había vacunas, primaba el miedo de llevar el virus a la casa, el miedo a lo desconocido. Fue una etapa muy angustiante para el personal. En la segunda ola sí estábamos vacunados, pero era tan alta la saturación del trabajo y la cantidad de pacientes que, además de tener covid, fallecían. Fue también saturación emocional, física y psíquica. Hoy estamos en una situación bastante cercana a 'la normalidad' porque atendemos las patologías que siempre atendimos y sin el temor, riesgo ni tensión. Es otro escenario totalmente diferente aunque el trabajo sigue siendo el mismo. En volumen es diferente", mientras que atribuye este logro a "la campaña de vacunación".

y agregó: "Sí creo que hay algo desde el impacto emocional que los trabajadores no vamos a poder medir de acá a un año. Asimismo, hubo mucho acompañamiento desde los servicios de salud mental y desde el Ministerio de Salud. Fue muy duro".

La mochila de agobio y angustia que médicos, enfermeros y administrativos, entre otros, cargaron durante los picos de contagios de Covid-19, hoy es un poco más liviana y dan la posibilidad de que los establecimientos en los que trabajan puedan atender con mayor dedicación otros tipos de enfermedades.

"Hay alivio con respecto al covid. La atención del hospital está centrada en atender las patologías desatendidas. Estamos con ocupaciones plenas pero con otro tipo de enfermedades. No es el coronavirus lo que predomina y cada tanto hay algún caso referenciado o síntomas muy claros. Eso genera cierto alivio y tratamos de mantener en alerta las patologias que fueron postergadas durante todo este tiempo", dice José María Malvido, jefe de la Unidad de Infectología del Hospital Alberto Balestrini, a elDiarioAR.

Si bien se descomprimió en un gran porcentaje las UTI, el infectólogo aclara que "el ritmo no para": "Estamos encargados de hacer los hisopados de docentes y no docentes del área programática que nos tocaba y estamos formando gente para que se encargue de los hisopados a los estudiantes como parte de cuidado de la presencialidad. Claramente, es una situación muy diferente al de la pandemia pero no hemos parado en ningún momento".

El ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, resaltó que "el 60 por ciento de los hospitales públicos y clínicas privadas de la provincia no tienen actualmente pacientes internados en terapia" por coronavirus.

"Estamos en la mejor situación epidemiológica desde que comenzó la primera ola" y precisó que se contabilizan un total de 15 semanas "de baja en las internaciones".

El Hospital Nacional "Profesor Alejandro Posadas", ubicado en la localidad de El Palomar, en el partido bonaerense de Morón, estuvo en boca de los medios nacionales esta semana por las buenas noticias. Al principio de la pandemia contaba con 26 camas de terapia intensiva, que durante las primeras semanas del aislamiento social, preventivo y obligatorio se expandieron a 100 tras la compra de respiradores, monitores, otros equipos y la refuncionalización de espacios y parte del personal médico.

Desde el comienzo de la pandemia, más de tres mil pacientes adultos de Covid-19 fueron internados en ese centro de salud, de los cuales más de 500 requirieron ser alojados en Terapia Intensiva, de donde menos de la mitad pudo salir con vida. Desde la semana pasada, la terapia intensiva del Hospital Posadas no tiene pacientes con coronavirus por primera vez en los últimos 18 meses.

El 16 de julio, el hospital municipal de Berisso fue uno de los primeros en reportar que no tenía pacientes con coronavirus "ni en terapia intensiva, ni en la sala de leves y moderados" en 48 horas. Así lo había señalado el intendente Fabián Cagliardi, quien destacó que Berisso era "uno de los tres municipios de la provincia de Buenos Aires con mejores índices de vacunación"

En Cañuelas, el hospital Cuenca Alta Néstor Kirchner (HCANK) también confirmó "con el alta médica" de un hombre de 52 años que "ingresó el 12 de septiembre con neumonía grave por Covid 19, no quedan pacientes internados afectados por la enfermedad pandémica".

Las provincias

En Santa Fe, fuentes del Ministerio de Salud señalaron que la baja de casos de coronavirus en la provincia permitirá centralizar en forma progresiva la atención de pacientes de la ciudad de Santa Fe y Rosario en un solo hospital, el Iturraspe de la capital santafesina y el hospital modular de Granadero Baigorria.

En Chaco, la directora del hospital de la ciudad de Charata, Emilia Parra, reveló a la prensa local que "en los últimos 15 días, no tenemos pacientes internados con Covid-19", aunque hay "casos activos que van variando en cuanto a cantidad" en la zona.

Santiago del Estero también registraba una baja sostenida en la curva de contagios como también en la cantidad de pacientes internados que, según fuentes del Ministerio de Salud, descendió al 35 por ciento en ocupación de camas Covid-19.

El Ministerio de Salud provincial resaltó que había 21 ciudades libres de coronavirus, ya que se encuentran sin casos activos, ni pacientes internados.

Entre esas ciudades se encuentran Nueva Esperanza, Bandera, Pinto, Beltrán, Loreto, Tintina, Los Juríes, Garza, Villa La Punta, Bobadal, Laprida, Bandera Bajada, Medellín, Sumampa, Los Pirpintos, Ojo de Agua, Forres, Lavalle, San Pedro de Guasayán, Quimilí y Sacháyoj.

Una situación similar se vivía en Chubut, donde el ministro de Salud, Fabián Puratich, dijo que tenían "la ocupación de camas Covid más baja del último año, con apenas 16 camas con respirador ocupadas".

Con información de agencia Télam

AB

Etiquetas
stats