Ante el riesgo de un rebrote, lanzan una campaña de vacunación contra sarampión, rubéola, paperas y polio

Ante la baja en los índices de vacunación del calendario obligatorio y los brotes en otros países, este sábado el Gobierno comienza la Campaña Nacional de Vacunación contra sarampión, rubéola, paperas y polio. “Hay un riesgo de reproducción a punto de partida de brotes que se dieron en otros países”, le dijo a elDiarioAR Juan Castelli, subsecretario de Estrategias Sanitarias del Ministerio de Salud de la Nación, que también lo vinculó con el descenso de los índices de vacunación en Argentina

Desde el 1 de octubre hasta el 13 de noviembre, niñas y niños de 13 meses a 4 años deberán aplicarse una dosis adicional, gratuita y obligatoria de dos vacunas: la Triple Viral y la IPV. No requieren orden médica y están disponibles en todos los vacunatorios púbicos del país. 

Según Castelli, “las coberturas en los últimos cinco años no han alcanzado el objetivo óptimo con las vacunas del calendario, que es el 95% de los niños y niñas de 1 y 5 años”, agregó. 

En el país hay al menos 713 mil niñas y niños de esa franja etaria susceptibles de contraer esas enfermedades. Se trata de una población que no fue vacunada o que tuvo una respuesta inmune inadecuada. “Argentina es un país libre de sarampión, rubéola y ha controlado las paperas. Pero entendiendo que tenemos circulación en diferentes países del mundo, y que solamente menos de la mitad de los países han logrado eliminarlas como nosotros, lanzamos esta campaña”, comentó.

Según los registros del Ministerio de Salud de Nación, en el año 2020, ninguna vacuna del calendario de ningún grupo etario superó un valor del 80% de cobertura a nivel nacional. El descenso también se dió en los años previos, en 2019 se registraron las coberturas más bajas de la última década previo a la pandemia: se produjo un descenso gradual y progresivo en el período 2009-2019 de 10 puntos. “En 2021, la cobertura para sarampión de primera dosis alcanzó el 86%, pero estuvo en un 77% durante la pandemia (2020). El porcentaje estuvo en el 86% en 2019 y en el 90% en 2017 y 2018. Ese 10% o 15% que se va agregando año a año genera una cantidad de niños susceptibles (que al no estar vacunados tienen posibilidades de contraer la enfermedad) que aproximadamente son 713.0000”, explicó Castelli.

Más allá de que la vacunación se consideró esencial durante la pandemia, en 2020 ninguna vacuna superó el 80% de cobertura a nivel nacional. La cantidad de nacidos vivos en 2020, año en que comenzó la pandemia de coronavirus, fue de 530 mil bebés. Una cifra que está por debajo de las 713 mil niñas y niños susceptibles. Esto equivaldría a que todos los bebés nacidos en un año y medio podrían contraer estos virus. 

En ese contexto se lanza la campaña que se extenderá por seis semanas  y busca llegar a más de 2.3 millones de niñas y niños que tienen entre 13 meses y 4 años. Es gratuita, obligatoria, no requiere orden médica y se puede coadministrar con la de Covid-19. “Son dosis adicionales, independientemente de que tengan su calendario al día, los niños tienen que aplicarse la dosis adicional y por eso la campaña se enuncia desde los 13 meses a los 4 años inclusive”, explicó el funcionario.

En Argentina, tras la eliminación del sarampión en el año 2000, el último brote fue en 2019, se extendió por siete meses y causó 179 casos y una muerte. En  cuanto a la rubéola, en el país no se reportan casos autóctonos desde el año 2009. Sin embargo, hay países en los que aparecieron estas enfermedades. En 2021, se conocieron brotes en tres países americanos: Estados Unidos, Brasil y Guayana Francesa.

“Hay situaciones en el sudeste asiático, países de Europa y África y hemos visto brotes en Brasil y en Estados Unidos. Ante esto, personas de esos países que viajen a la República Argentina pueden trasladar la enfermedad o adultos que viajan a esos países que fueron inmunizados en su momento, que son los menos, que vuelvan con la enfermedad y generen la transmisión en el marco de que las coberturas de vacunación en los últimos cinco años no han alcanzado el objetivo óptimo”, explicó Castelli.

La poliomielitis es la única enfermedad que está en camino a la erradicación con un proceso de vacunación que lleva más de 70 años. “En esa caso también hubo descenso en las dosis aplicadas. La campaña de polio no se hace desde el 2014. Hay una situación país, inmersa en una situación global que también alertó al mundo y no podemos estar exentos. Tiene que ver con la ocurrencia de casos de polio en lugares donde hacía más de 50 años que no había como en Israel o Estados Unidos, donde recientemente se detectó un caso de polio con una cepa post vacunal en Nueva York y la Organización Mundial de Salud alertó a los países”, explicó Castelli. 

CDB/MG

Ante la baja en los índices de vacunación del calendario obligatorio y los brotes en otros países, este sábado el Gobierno comienza la Campaña Nacional de Vacunación contra sarampión, rubéola, paperas y polio. “Hay un riesgo de reproducción a punto de partida de brotes que se dieron en otros países”, le dijo a elDiarioAR Juan Castelli, subsecretario de Estrategias Sanitarias del Ministerio de Salud de la Nación, que también lo vinculó con el descenso de los índices de vacunación en Argentina

Desde el 1 de octubre hasta el 13 de noviembre, niñas y niños de 13 meses a 4 años deberán aplicarse una dosis adicional, gratuita y obligatoria de dos vacunas: la Triple Viral y la IPV. No requieren orden médica y están disponibles en todos los vacunatorios púbicos del país. 

Según Castelli, “las coberturas en los últimos cinco años no han alcanzado el objetivo óptimo con las vacunas del calendario, que es el 95% de los niños y niñas de 1 y 5 años”, agregó. 

En el país hay al menos 713 mil niñas y niños de esa franja etaria susceptibles de contraer esas enfermedades. Se trata de una población que no fue vacunada o que tuvo una respuesta inmune inadecuada. “Argentina es un país libre de sarampión, rubéola y ha controlado las paperas. Pero entendiendo que tenemos circulación en diferentes países del mundo, y que solamente menos de la mitad de los países han logrado eliminarlas como nosotros, lanzamos esta campaña”, comentó.

Según los registros del Ministerio de Salud de Nación, en el año 2020, ninguna vacuna del calendario de ningún grupo etario superó un valor del 80% de cobertura a nivel nacional. El descenso también se dió en los años previos, en 2019 se registraron las coberturas más bajas de la última década previo a la pandemia: se produjo un descenso gradual y progresivo en el período 2009-2019 de 10 puntos. “En 2021, la cobertura para sarampión de primera dosis alcanzó el 86%, pero estuvo en un 77% durante la pandemia (2020). El porcentaje estuvo en el 86% en 2019 y en el 90% en 2017 y 2018. Ese 10% o 15% que se va agregando año a año genera una cantidad de niños susceptibles (que al no estar vacunados tienen posibilidades de contraer la enfermedad) que aproximadamente son 713.0000”, explicó Castelli.

Más allá de que la vacunación se consideró esencial durante la pandemia, en 2020 ninguna vacuna superó el 80% de cobertura a nivel nacional. La cantidad de nacidos vivos en 2020, año en que comenzó la pandemia de coronavirus, fue de 530 mil bebés. Una cifra que está por debajo de las 713 mil niñas y niños susceptibles. Esto equivaldría a que todos los bebés nacidos en un año y medio podrían contraer estos virus. 

En ese contexto se lanza la campaña que se extenderá por seis semanas  y busca llegar a más de 2.3 millones de niñas y niños que tienen entre 13 meses y 4 años. Es gratuita, obligatoria, no requiere orden médica y se puede coadministrar con la de Covid-19. “Son dosis adicionales, independientemente de que tengan su calendario al día, los niños tienen que aplicarse la dosis adicional y por eso la campaña se enuncia desde los 13 meses a los 4 años inclusive”, explicó el funcionario.

En Argentina, tras la eliminación del sarampión en el año 2000, el último brote fue en 2019, se extendió por siete meses y causó 179 casos y una muerte. En  cuanto a la rubéola, en el país no se reportan casos autóctonos desde el año 2009. Sin embargo, hay países en los que aparecieron estas enfermedades. En 2021, se conocieron brotes en tres países americanos: Estados Unidos, Brasil y Guayana Francesa.

“Hay situaciones en el sudeste asiático, países de Europa y África y hemos visto brotes en Brasil y en Estados Unidos. Ante esto, personas de esos países que viajen a la República Argentina pueden trasladar la enfermedad o adultos que viajan a esos países que fueron inmunizados en su momento, que son los menos, que vuelvan con la enfermedad y generen la transmisión en el marco de que las coberturas de vacunación en los últimos cinco años no han alcanzado el objetivo óptimo”, explicó Castelli.

La poliomielitis es la única enfermedad que está en camino a la erradicación con un proceso de vacunación que lleva más de 70 años. “En esa caso también hubo descenso en las dosis aplicadas. La campaña de polio no se hace desde el 2014. Hay una situación país, inmersa en una situación global que también alertó al mundo y no podemos estar exentos. Tiene que ver con la ocurrencia de casos de polio en lugares donde hacía más de 50 años que no había como en Israel o Estados Unidos, donde recientemente se detectó un caso de polio con una cepa post vacunal en Nueva York y la Organización Mundial de Salud alertó a los países”, explicó Castelli. 

CDB/MG

Ante la baja en los índices de vacunación del calendario obligatorio y los brotes en otros países, este sábado el Gobierno comienza la Campaña Nacional de Vacunación contra sarampión, rubéola, paperas y polio. “Hay un riesgo de reproducción a punto de partida de brotes que se dieron en otros países”, le dijo a elDiarioAR Juan Castelli, subsecretario de Estrategias Sanitarias del Ministerio de Salud de la Nación, que también lo vinculó con el descenso de los índices de vacunación en Argentina

Desde el 1 de octubre hasta el 13 de noviembre, niñas y niños de 13 meses a 4 años deberán aplicarse una dosis adicional, gratuita y obligatoria de dos vacunas: la Triple Viral y la IPV. No requieren orden médica y están disponibles en todos los vacunatorios púbicos del país.