Sebastián Villa: A juicio por violencia de género contra su ex pareja

En septiembre comienza el juicio oral contra Villa

El jugador de Boca Sebastián Villa será juzgado en septiembre por lesiones y amenazas contra su expareja Daniela Cortés, quien lo denunció por las agresiones que sufrió en abril del 2020. Se trata de la primera denuncia contra el deportista colombiano quien en mayo de este año también fue acusado de abuso sexual por otra mujer. Según publicó la Agencia Télam, el juicio será el 19 y el 21 de septiembre en el juzgado Correccional 2 de Lomas de Zamora, a cargo de Claudia Dávalos. Villa enfrenta las acusaciones de “lesiones leves agravadas por el vínculo y por mediar violencia de género y amenazas coactivas”.

El juez rechazó el pedido de la fiscal para detener a Villa en la causa por abuso sexual

El juez rechazó el pedido de la fiscal para detener a Villa en la causa por abuso sexual

La investigación la lleva adelante la fiscalía especializada en Violencia de Género N 3 de Esteban Echeverría, a cargo de Vanesa González, la misma que tiene el segundo caso. “Era maltratador e intimidante. Temí muchas veces por mi vida, le tenía miedo a un golpe mal dado”, dijo Cortés días después de presentarse ante la Justicia. La denuncia es por una situación de violencia de Género ocurrida 27 de abril del 2020, pocos días después del inicio del Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio en el barrio cerrado Saint Thomas, en Canning, donde vivían juntos. Luego de ese episodio, Cortés publicó varias fotos en sus redes sociales en las que se ven las marcas de los golpes. 

La mujer también declaró que perdió un embarazo por las agresiones del jugador. “Estaba de un mes y medio, dos, pero tuvimos una discusión. No le importó, me daba patadas en el estómago, me daba puños, me empujaba. Me pegó y, de tanto golpe, me tumbó. No decía nada, se encarnizaba pegando. Yo le decía: ‘Ojo con el bebé’. Él seguía pegando, no le importaba. Me encerré en el baño y estaba sangrando”, contó en declaraciones televisivas días después de la denuncia. 

Cortés también comentó que Villa la amenazó con contratar a un sicario para que ataque a su familia que vive en Colombia. “El 27 de abril desencadenó todo porque involucró a mi familia, haciendo llamadas amenazantes con grupos delincuenciales de Colombia. Mi mamá es una señora enferma, sufre de presión alta, y siempre se le ocultan los problemas para que no le hagan mal. Y a él no le importó, llamó a mi mamá, a mi papá. No aguanté más”, contó.

En junio del año pasado, la Cámara Penal de Lomas de Zamora confirmó la elevación a juicio oral luego de una presentación del abogado defensor del delantero, Martín Apolo. El expediente había sido elevado a juicio por el juez de Garantías de Lomas de Zamora, Javier Maffucci Moore (el mismo que actúa en la última denuncia), pero fue apelado por Apolo, por eso la dilación en el inicio. Además, el juez le dictó una prohibición de salida del país.

La segunda denuncia

Maffucci Moore rechazó el viernes pasado el pedido de detención de Villa por la nueva denuncia que recibió en mayo de este año. Se trata de una presentación judicial realizada por una joven de 26 años que contó que el deportista abusó sexualmente de ella e intentó sofocarla tras una discusión en su casa del barrio cerrado “Venado II, también en Canning. Hoy se conoció el nombre de la denunciante: Tamara Doldán, quien habló por primera vez en los medios y se refirió a la decisión del juez. ”Ya lo sabía. Yo sé contra quién estoy peleando. Sin embargo, tengo fe en la Justicia aún. Yo creo que si él fuera una persona normal, esto no pasaría“, dijo en diálogo con Infobae.

Además, ratifició que Villa le ofreció 5000 dólares para que no realice la denuncia. “Sebastián actuaba como siempre, minimizando las cosas. Como que yo estaba exagerando todo el tiempo. El sabe que fue grave lo que hizo, porque todo el tiempo me pedía perdón. Ahí él llamó para decirle a su gente que me dé los 5.000 dólares. Ahí es cuando me junto con Félix, que es su mano derecha y amigo, quien me culpa a mí. Quisieron presionarme para que vaya a su médico. Me pidieron los nombres de los médicos que me había atendido en el hospital Penna. Yo tenía mucho miedo. Para mí, son como una mafia gigante. Me pone la plata en la mesa y me dice: 'Firme acá Tamara y me borra todo'”, contó Doldán.

CDB/MG

Etiquetas
stats