Solo el 22% de las grandes empresas a nivel global están comprometidas con la reducción de emisiones de CO2

La encuesta de PwC se publica anualmente en el Foro Económico de Davos

Los líderes de las grandes empresas a nivel mundial no parecen haber tomado nota de la crisis climática. Solo 22% de los CEOs consultados por PwC señala que su compañía está comprometida con el objetivo de reducir las emisiones de dióxido de carbono (CO2). Los resultados se desprenden de la última edición de una encuesta que alcanza a 4.500 ejecutivos de 89 países y que se presenta anualmente en el encuentro del Foro Económico Mundial (FEM) en Davos, evento que este año fue postergado por el rebrote del Covid-19. 

De acuerdo con el informe, publicado este lunes, “se necesita hacer un mayor progreso para lograr los objetivos climáticos globales, ya que menos de un tercio de los encuestados dijeron que sus empresas se han obligado a reducir las emisiones”. Por fuera del 22% que ya se ha trazado la estrategia de avanzar hacia las “emisiones netas cero”, el 29% manifestó que este compromiso está en progreso y el 44%, que no tiene ninguna política al respecto.

Solo un tercio identificó el cambio climático como una de las principales preocupaciones para 2022 (ubican antes los riesgos informáticos, la situación sanitaria y la volatilidad macroeconómica), lo que se refleja la creencia de que no afectará el crecimiento de los ingresos a corto plazo. Sin embargo sí admiten que garantizar un mayor compromiso sobre este punto a más largo plazo será fundamental dentro de las estrategias de la empresa, dado que se tornará esencial no solo para mitigar los riesgos del cambio climático, sino también para cumplir con las expectativas de los clientes, inversores, empleados y la sociedad en general.

De acuerdo con los resultados de la encuesta, los compromisos netos cero tienden a estar vinculados a las empresas más grandes y con mayor uso intensivo de carbono. Entre los CEOs cuyas empresas han hecho compromisos netos cero, el sector de energía y servicios públicos es el principal sector, con un 40%, unos 15 puntos más que los sectores de telecomunicaciones, banca y mercados de capitales (ambos 24%). Alrededor de dos tercios (65%) de los CEOs cuyas empresas tienen ingresos de US$25.000 millones o más, se han comprometido a objetivos de emisión cero, en comparación con el 10% de las empresas con ingresos inferiores a US$100 millones.

El 29% de las empresas manifestó que este compromiso está en progreso y el 44%, que no tiene ninguna política al respecto

Alrededor del 57% de los CEOs que no se comprometieron a ser neutrales indicaron que no creen que sus empresas produzcan una cantidad significativa de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). Esto se notó especialmente en la respuesta de ejecutivos de los sectores de tecnología, servicios comerciales y seguros. PwC detalló que muchas de estas respuestas pueden estar basadas en las emisiones de “alcance 1” (directas) y “alcance 2”, pero no tienen en cuenta las emisiones de “alcance 3” que se generan a lo largo de la cadena de valor de una empresa, incluidas las contribuciones de los proveedores.

Si bien mencionaron “mitigar los riesgos del cambio climático” como el factor más influyente detrás de sus estrategias de emisiones netas (63%), “cumplir con las expectativas de los clientes” fue la segunda respuesta más elegida (61%), lo que refleja el hecho de que tomar medidas para abordar el cambio climático es cada vez más importante para la marca de una empresa y brindar el valor que los clientes esperan.

Argentina

En el caso particular de la Argentina se observa un nivel de conciencia entre “medio y alto” de los CEOs respecto de los desafíos ambientales. “El nivel de avance en términos de compromisos de reducción de emisiones es similar al del resto del mundo y está por encima de otros países de la región. Los CEOs son cada vez más conscientes de que ocupan una posición clave para la acción sobre el cambio climático y deben actuar con urgencia, redefiniendo la estrategia para la transformación del negocio con foco en metas apropiadas para la descarbonización de sus operaciones”, destacó Santiago Mignone, socio a cargo de PwC Argentina. 

Consultados por la marcha de la economía para 2022, la encuesta –que fue realizada entre octubre y noviembre de 2021– arroja los resultados más optimistas de la última década. Más del 77% de los encuestados predice que la economía global mejorará, mientras que solo el 15% espera un deterioro de las condiciones. Este optimismo es un punto más alto que el 76% de hace un año y 54 puntos más que el de 2020, cuando el 53% predijo una economía en declive.

Si se toma en cuenta solo la respuesta de los CEOs argentinos, 8 de cada 10 esperan un crecimiento de la economía global en 2022, consolidando de esta manera la percepción que surgió en la edición anterior de la encuesta, cuando las respuestas más positivas alcanzaban el 74% y superaban en 60 puntos los resultados del 2020. La tendencia local sintoniza con lo expresado por los encuestados a nivel global, incluidos los de Latinoamérica, entre quienes se destaca el optimismo de los empresarios de Uruguay (95%). La visión argentina, en tanto, refleja mayor cautela en cuanto al crecimiento de la economía del país: si bien los más optimistas siguen siendo mayoría (46%), dicha proporción está por debajo de la media regional (56%) y global (75%).

DT

Etiquetas
stats