La cotización del laboratorio Richmond subió 33% después de anunciar que comenzará a producir masivamente la vacuna Sputnik

La vacuna Sptutnik V. Richmond buscará US$ 70 millones en el mercado de capitales para construir una planta y producirla en Pilar.

Las acciones del Laboratorio Richmond fueron la vedette de las empresas listadas en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires. Luego de informar a la Comisión Nacional de Valores que está completando la elaboración de los primeros lotes de prueba de la vacuna Sputnik V contra el coronavirus y que puede comenzar la producción masiva en breve, el precio de la acción subió 33% en una sola rueda bursatil. De un cierre de 194 pesos ayer, el papel cerró hoy en 258,50 pesos.

Una suba similar de la acción ya había ocurrido en febrero, cuando el laboratorio constituido en 1959 cerró un acuerdo de transferencia de tecnología con el Gamaleya National Research Institute of Epidemiology and Microbiology para producir en Buenos Aires la vacuna más efectiva que existe en el mundo (97% con sus dos dosis) contra el Covid 19.

Pero ahora que Richmond probó que pudo efectivamente ser el primer laboratorio de Latinoamérica en producir la vacuna rusa, el porcentaje de suba fue hasta dos veces superior. El rally, como los inversores le llaman a una suba de más de 10% en un día, comenzó con la nota enviada esta mañana a las 11:10 al regulador del mercado por Richmond donde detalla que enviará en los próximos días a la sede del Instituto en Rusia unas 21.000 dosis para que se les realice un control de calidad. En paralelo, otros ensayos están siendo realizados en las instalaciones de la compañía que preside Marcelo Figueiras, dijo la empresa.

“De no mediar dificultades, a la mayor brevedad posible se comenzaría con la etapa de elaboración de Sputnik V en el país”, dijo Richmond desatando la suba de la acción.

Desde Moscú, Figueiras aviso luego que a partir de junio la empresa comenzará a recibir el principio activo y en la Argentina se hará la fermentación, se terminará la formulación, se hará el filtrado y el llenado de los viales. Richmond comenzará produciendo un millón de dosis mensuales que aumentará hasta llegar a los cinco millones de dosis por mes.

Detrás de la producción en la Argentina de la Sputnik está el Fondo Ruso Soberano (RFID), que financió el acuerdo entre las partes. En un comunicado de prensa, el Fondo aseguró que la producción a gran escala empezaría en junio. Richmond, que firmó en verdad el acuerdo de entendimiento con el Fondo de Inversión de Rusia para producir en Argentina la Sputnik V, dijo que el  desarrollo se realizará con la participación de Hetero Labs de la India, con quien el laboratorio nacional posee una alianza estratégica desde hace más de 25 años. El pasado 23 de diciembre, el Ministerio de Salud argentino autorizó con carácter de emergencia a la vacuna desarrollada por el Centro Nacional Gamaleya de Epidemiología y Microbiología. Se trató del primer registro que la Sputnik V  en el continente americano.

Nueva Planta

La transferencia de tecnología alcanzada le permitirá a la empresa ampliar sus instalaciones. Para ello, a mediados de abril, el directorio de Richmond aprobó la constitución de un fideicomiso financiero que tendrá como objeto financiar la adquisición, instalación y puesta en marcha de una planta de US$ 70 millones, según se detalló en una nota a la CNV. La planta será para la producción de vacunas, entre las que se incluirá a la ya anunciada Sputnik V contra el coronavirus.

El fideicomiso financiero que controlará los fondos llevará la denominación de "Proyecto VIDA” (Vacuna de Inmunización para el Desarrollo Argentino) y se ocupará de financiar la adquisición, instalación y puesta en marcha de una planta para la producción de vacunas entre las que se incluirán aquellas para el coronavirus SARS-CoV-2. La planta estará preparada para elaborar otros productos biotecnológicos, de manera tal que pueda brindar servicios de maquila productivos a distintos laboratorios farmacéuticos, entre los que se encuentra Richmond. La planta será provista por un consorcio integrado por cinco empresas: CIMA Industries inc., Axiom Ingeniería S.L., Shanghai Tofflon Science & Tecchnology Ltd., Sanghai Zhongla Quality Management & Trading Co Ltd., y Grupo Sinotek S.A. de CV, bajo el concepto de "llave en mano" y montada sobre un inmueble sito en el Partido de Pilar. Las obras civiles estarán a cargo de una empresa local a determinar, a través de un proceso de licitación.

Se prevé que la producción comience en 2022, por lo que la venta de obligaciones negociables vía el fideicomiso para levantar los fondos es inminente, dijeron dos personas con conocimiento directo del plan. El monto a levantar será de US$ 85 millones, dijo una de las personas. Y muy probablemente el dinero no se levante vía obligaciones negociables sino a través de un instrumento a 20 años que será un cuasi equity que estará atado a la cotización del dólar y que además de una tasa de retorno anual podrá reeditruar además el plus de los royalties que se obtengan por la venta de cada dosis, dijo esta persona que pidió no ser citado ya que no es vocero oficial de la empresa.

El área de finanzas de Richmond no respondió a llamados y correos electrónicos solicitando comentarios. 

Nicholson y Cano Abogados fue el encargado de estructurar el instrumento financiero que captara los fondos para la nueva planta de 1.500 m2. El Banco de Valores será el fiduciario. En 2017 Richmond comenzó a cotizar en la bolsa local y tiene experiencia en el trabajo con el mercado de capitales. En noviembre pasado colocó su tercera serie de obligaciones negociables atadas a la cotización del dólar (ONs dolar linked, como se las conoce) por US$ 7,6 millones, equivalentes a más de $ 600 millones, a 10 años.

WC

Esta nota fue actualizada a las 18:58

Etiquetas