57° Coloquio IDEA

Para Álvarez Agis y Lacunza los planes laborales fracasan porque no aciertan el problema: nadie quiere contratar

Álvarez Agis y Lacunza, en un panel moderado por José del Río

El problema de la falta de generación de empleo privado registrado estuvo en el centro de la primera jornada de 57° Coloquio Idea, en la que se resaltó que desde 2008, año en que se registró el pico de asalariados privados como porcentaje de la población en edad de trabajar, la tendencia está en retroceso y actualmente solo dos de cada diez personas en edad de trabajar tienen empleo registrado privado. 

Para el economista Emmanuel Álvarez Agis, director ejecutivo de PxQ y exviceministro de economía de Axel Kicillof, todos los proyectos que intentan estimular las contrataciones fracasan porque “no aciertan el problema, que es la falta de demanda”, derivada de las inconsistencias macroeconómicas que arrastra el país. “Todos las propuestas se equivocan en el diagnóstico del principal problema del empleo. Estamos tratando de transformar planes en empleo cuando no hay demanda. Si no crecemos, ninguna propuesta va a ser efectiva”, dijo el economista, que participó de un panel junto a Hernán Lacunza, exministro de Economía de Cambiemos.

Lacunza resaltó los datos aportados por Idea y dijo que solo el 28% de la fuerza laboral está bajo un contrato de trabajo privado. “No hay más espacio para la hipocresía. Decimos ‘los derechos de los trabajadores’, pero ¿de qué trabajadores estamos hablando?”, dijo, en referencia a la pequeña porción de la fuerza laboral que representan esos trabajadores cubiertos.

El ex ministro, que tomó el timón del gobierno nacional en los últimos meses de la gestión de Mauricio Macri, consideró que no alcanza con medidas aisladas para revertir esta dinámica de no generación de empleo. “Hay que tirarle con de todo”, dijo irónicamente, y mencionó la posibilidad de bajar impuestos, dar incentivos a la formalización, diseñar políticas sectoriales, productivas, comerciales y políticas laborales específicas. Lacunza cuestionó los modelos de reforma importados de Austria o Dinamarca, que en algunos casos “encarecen el costo del empleo, no lo abaratan”. 

En el mismo sentido, Álvarez Agis dijo que pasamos mucho tiempo “tratando de importar modelos que están pensados para estructuras laborales y productivas distintas” y perdemos de vista experiencias interesantes que están ocurriendo dentro del país. Mencionó el acuerdo del sindicato bancario con JP Morgan, de SMATA con Toyota y se detuvo en el del gremio petrolero en Vaca Muerta. “Se lo acusó a [el secretario general del gremio, Guillermo] Pereyra de flexibilización, porque eliminaba elementos como las horas taxi, pero del otro lado el estado nacional bajaba retenciones, el estado provincial congelaba regalías y las empresas comprometían inversiones. En 2018, cuando en el resto de los sectores el empleo no subió, en el sector petrolero creció 3,5%”, dijo el economista, que resaltó el modelo de negociación donde “todos ponen".

Lacunza coincidió y dijo que "la peor forma para inhibir la discusión es etiquetar, descalificar con una presunta autoridad moral al que piensa distinto” y también “asociar resultados parciales a determinadas reglas, como si el empleo respondiera a una sola variable”. “Dejemos de hacer argumentos falaces, berretas, para poder comprender bien el fenómeno de la falta de demanda de mano de trabajo”, dijo. 

Los economistas tocaron el tema de la emisión de dinero, sobre el que coincidieron en algunos puntos. Álvarez Agis dijo que toda la emisión entre las elecciones primarias y las generales “está por debajo” de las previsiones de emisión, aunque el Gobierno promete emitir un volumen equivalente a un punto del PBI. Según dijo, se genera un doble efecto negativo: el alivio inmediato que genera esa emisión para los ciudadanos no llega, pero sí se constata el efecto negativo que dispara esa promesa en los mercados. 

Lacunza recordó que el presupuesto para el 2022 planea aumentar el déficit fiscal primario aun sin tener las necesidades de la pandemia, pero “un sector del oficialismo lo corre por izquierda y dice es un presupuesto del ajuste”. “Después de las PASO, es una pelea a ver quién es más irresponsable”, dijo. 

DT

Etiquetas
stats