Comienza hoy la inscripción para cobrar el bono de “refuerzo de ingresos”: los detalles de fechas y los requisitos

La titular de la Anses, Fernanda Raverta

La Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) informó este jueves el mecanismo que utilizará para instrumentar el “refuerzo de ingresos” que anunció el lunes el presidente Alberto Fernández, de $12.000 para jubilados y de $18.000 para trabajadores informales, monotributistas de las categorías más bajas y empleadas de casas particulares.  

El bache en los bonos: quiénes son los trabajadores pobres que no recibirán el refuerzo de $18.000

El bache en los bonos: quiénes son los trabajadores pobres que no recibirán el refuerzo de $18.000

En una conferencia de prensa, la titular de Anses, Fernanda Raverta, informó que el bono para jubilados y jubiladas se comenzará a pagar el 9 de mayo sin necesidad de que los beneficiarios hagan ningún trámite. En cambio, quienes quieran recibir el refuerzo de $18.000 (que se pagará en dos cuotas de $9.000, en mayo y junio) sí deberán hacer una solicitud en la web, que demandará dos pasos. La fecha de inicio de pago en este caso es el 19 de mayo y el otorgamiento está sujeto a una evaluación socioeconómica, patrimonial y de consumo que hará el Estado sobre la persona que lo solicita. 

En la conferencia de prensa en que fue anunciada la medida el ministro de Economía, Martín Guzmán, dijo que se buscará financiarlo con una alícuota sobre las “rentas inesperadas” de las empresas beneficiadas por el cambio de condiciones globales. Sin embargo, ante una pregunta de elDiarioAR Raverta aseguró que la medida “se hará con recursos propios, pase lo que pase con ese proyecto”.

La titular del organismo previsional anticipó que el refuerzo alcanzará a 6,5 millones de jubilados, pero prefirió no dar un número tentativo de trabajadores informales, monotributistas y trabajadoras domésticas. La intención fue evitar que se repita lo que sucedió con el Ingreso Familiar de Emergencia en 2020, cuando se generó una expectativa muy distinta al número final. En esa oportunidad, se estimó que el universo de beneficiarios no llegaría a los 4 millones, pero finalmente se inscribieron 14 millones y se aprobó a 9 millones. 

Detalles, fechas y requisitos 

El refuerzo de $12.000 será para jubilados y jubiladas que perciban hasta dos haberes mínimos, que suman un total de $65.260,80. Esto abarca a 6,2 millones de personas, que representan el 85% del universo de jubilados y pensionados. 

Quienes reciban este bono no necesitan hacer ningún trámite, sino que la asignación será automática y se definirá a partir de las bases de datos con las que ya cuenta la Anses. Aquellas personas que cobren más de dos haberes mínimos pero menos de $77.260,8 (equivalente a dos haberes mínimos más la suma extra) recibirán un dinero compensatorio hasta alcanzar ese monto. 

El bono para jubilados se comenzará a pagar el 9 de mayo y los primeros alcanzados serán aquellos con DNI terminado en 0. De todos modos, y para evitar que haya aglomeraciones en los cajeros, Raverta insistió en que quienes no vayan el primer día a cobrar podrán hacerlo cualquiera de los días subsiguientes. Una vez depositado, el dinero ya está garantizado. 

Sí es necesario inscribirse para recibir el bono de $18.000, que será pagado en dos cuotas de $9.000 en mayo y junio y está destinado a los trabajadores sin ingresos formales, monotributistas de la categoría A y B y trabajadoras de casas particulares. Luego de la inscripción, la Anses hará una evaluación socioeconómica, patrimonial y de consumo para evaluar si les corresponde. ¿Qué parámetros tomará el Estado para esa evaluación? 

-Que las personas a las que se les entregue tengan ingresos equivalentes a dos salarios mínimos, es decir, $77.800. Este monto aplica a la persona solicitante y no al grupo familiar, criterio que se utilizó para entregar el Ingreso Familiar de Emergencia en 2020. Ahora podrían incluso recibir el bono más de una persona dentro del mismo hogar.  En el único caso que se hará una evaluación no individual es en el de los jóvenes de entre 18 y 24 años; serán elegibles si en sus hogares hay ingresos menores a tres salarios mínimos ($116.700).

-Se mirarán los gastos hechos con tarjeta de crédito y débito. 

-Se evaluarán también los bienes. Si una persona tiene más de una vivienda el bono no le correspondería, así como no le correspondería si tiene dos autos o uno adquirido en el último año. 

-Se descartarán de la base a las personas que tengan cobertura privada de salud. 

La inscripción requiere dos pasos:

21 de abril: a partir de este jueves, y en el plazo de una semana, las personas interesadas deberán ingresar a la web de Anses y validar sus datos. Es decir, confirmar los que están registrados o rectificarlos en caso de que fuera necesario

28 de abril: se completa la inscripción con la solicitud del refuerzo. Ese día la persona deberá aceptar una Declaración Jurada y cargar su CBU. En caso de no tener uno (como ocurrió con 5 millones de solicitantes del IFE en 2020), deberá abrir una cuenta bancaria gratuita, para lo que se puede solicitar asistencia de Anses. 

Raverta señaló que busca que sea “un proceso más cuidado” que durante la IFE, donde hubo casos de personas que se hicieron pasar por otras para cobrar el beneficio o que capturaron parte del dinero al hacer de intermediarios. Una diferencia central será que las oficinas de la Anses estarán abiertas y, en caso de tener dudas o dificultades en el proceso, se podrá ir espontáneamente a las delegaciones físicas (no es necesario sacar turno) para pedir ayuda. 

El 5 de mayo la Anses informará a las personas si tienen derecho a cobrar el bono o no y el 19 de mayo comenzará el pago del refuerzo, que se hará de manera escalonada durante 10 días hábiles según la terminación del DNI. 

El bono es compatible con prestaciones sociales como la AUH, Potenciar Trabajo o la Tarjeta Alimentar. Es para personas de entre 18 y 65, excluyendo a las mujeres de más de 60 que estén jubiladas porque, en ese caso, reciben el bono de $12.000 para jubilados. 

DT

Etiquetas
stats