ONU Mujeres: Cerca de la mitad de las mujeres reportó alguna forma de violencia durante la pandemia

Una de cada cuatro mujeres no se siente segura en su casa, según la encuesta de la ONU

elDiarioAR

0

Cerca de la mitad de las mujeres en el mundo reportó alguna forma de violencia desde que se inició la pandemia de Covid-19, una de cada cuatro no se siente segura en su casa y el 40% experimenta inseguridad al caminar en la vía pública durante las noches, según un estudio de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

El 80% de las mujeres argentinas recibió imágenes de contenido sexual sin consentimiento, según una encuesta

El 80% de las mujeres argentinas recibió imágenes de contenido sexual sin consentimiento, según una encuesta

El documento informó además que “los conflictos familiares aumentaron desde el inicio de la emergencia sanitaria”. Al respecto, se aclaró que las mujeres que denunciaron estos datos “tenían 1,3 veces más probabilidades de presentar un aumento del estrés mental y emocional que las mujeres que no lo hicieron”.

Los nuevos datos subrayan “la urgencia de llevar a cabo esfuerzos concertados para poner fin a esta situación”, señaló la directora ejecutiva de ONU Mujeres, Sima Bahous, a raíz del informe, difundido esta semana en el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres y basado en datos de encuestas realizadas en 13 países de las diversas regiones del mundo. A su vez, manifestó que la violencia contra las mujeres “es una crisis mundial que crece en conjunto con otras”.

La funcionaria apuntó que al exigir medidas de aislamiento y distanciamiento social, la pandemia por Covid-19 “dio lugar a una segunda pandemia de violencia en la sombra contra mujeres y niñas, que a menudo se vieron confinadas junto con sus maltratadores”.

El 21% de las encuestadas explicó que se siente insegura en su hogar debido al maltrato físico; un 21% de mujeres comunicaron que habían sufrido daños por otros miembros de la familia y el 19% informó que otras mujeres del hogar estaban sufriendo daños.

“Los conflictos, los desastres relacionados con el clima, la inseguridad alimentaria y las violaciones de los derechos humanos contribuyen a que las mujeres y las niñas vivan con sensación de peligro, incluso en sus propios hogares, vecindarios o comunidades”, lamentó Bahous.

Ante esta situación, la titular de la entidad para las mujeres reclamó la necesidad urgente de “concertar esfuerzos para poner fin a este flagelo”, mientras que un numeroso grupo de expertos en derechos humanos instó a los Estados “a detener los retrocesos en la igualdad de género”.

Entre los factores socioeconómicos que influyeron en la inseguridad o violencia contra las mujeres, así como en su bienestar general, se precisan presiones financieras, la falta de empleo, la inseguridad alimentaria y las relaciones familiares.

La publicación del informe se dio en el marco de 16 días de activismo contra la violencia de género, que son parte de la campaña global Únete del secretario general de las Naciones Unidas y que culminarán el 10 de diciembre. El lema de la iniciativa es: “Pinta el mundo de naranja: ¡Pongamos fin a la violencia contra las mujeres YA!”.

Más de 10.000 denuncias de violencia doméstica en Argentina

En Argentina, la Oficina de Violencia Doméstica (OVD) de la Corte Suprema de Justicia recibió un total de 10.919 denuncias entre marzo de 2020 y septiembre de este año, de las cuales el 78% de las víctimas fueron niñas, adolescentes y mujeres adultas.

En el informe se indica que marzo de 2021 fue el mes en el que se registró el mayor número de denuncias, con un total de 835, mientras que en noviembre y diciembre de 2020 y en enero de este año se recibieron cifras superiores a las 760.

También se establece que el 58% de las personas afectadas son mujeres adultas; el 29% niñas, niños y adolescentes; el 6% adultos mayores (5% mujeres y 1% hombres) y el 7% restante varones adultos.

“Una vez ingresadas las denuncias y realizado el informe de riesgo, la OVD deriva los casos a la justicia penal y/o civil, según corresponda, o a otros organismos que dependen de los poderes ejecutivos nacional y local”, especificó la Oficina de Violencia Doméstica del máximo tribunal, que destacó que siempre mantuvo la atención presencial durante la pandemia las 24 horas.

Femicidios en América Latina: más de 4.000 víctimas en 2020

En tanto, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) alertó que a pesar de su visibilidad, la respuesta estatal y la presión ejercida masivamente por los movimientos de mujeres, el femicidio continúa afectando a miles de mujeres y niñas cada año en la región.

En 2020, al menos 4.091 mujeres fueron víctimas de femicidio en América Latina y el Caribe, según estadísticas difundidas por el Observatorio de Igualdad de Género del organismo regional de las Naciones Unidas.

De todas formas, estas cifras muestran una disminución de 10,6% con respecto a 2019, cuando se reportaron 4.576 casos, de acuerdo con los datos del observatorio, que cada año consolida y actualiza las cifras de femicidios y muertes violentas de mujeres por razones de género proporcionadas por los Gobiernos. Este indicador regional es una aproximación porque aún no hay una metodología común para generar estadísticas estandarizadas sobre este delito, explica la Cepal.

En América Latina, las tasas más elevadas de femicidio se registran en Honduras (con 4,7 por cada 100.000 mujeres), República Dominicana (2,4 por cada 100.000) y El Salvador (2,1 por cada 100.000), aunque estos tres países registraron una disminución respecto a 2019, al igual que Bolivia, Brasil, Colombia, Guatemala, Paraguay, Puerto Rico y Uruguay.

En tanto, Argentina, Chile, México y Nicaragua mantuvieron las mismas tasas que en 2019, mientras que Ecuador, Costa Rica y Panamá registraron un aumento en comparación con el año anterior.

La Cepal sostiene que, si bien los países de la región han avanzado en la última década en la producción de estadísticas, falta fortalecer los sistemas de registro a nivel nacional y estandarizar la información.

La tolerancia social e institucional, la impunidad y la dificultad para acceder a servicios de salud y de justicia oportunos y de calidad, entre otros factores, contribuyen a que todas las formas de violencia contra las mujeres ocurran y se perpetúen, recalca la Comisión.

En este sentido, resulta necesario ampliar la medición y visibilización de otras formas de violencia que forman parte de la violencia femicida; en particular, la violencia sexual, pues son habituales los asesinatos de mujeres y niñas precedidos de actos de violencia sexual.

CB con información de Télam

Etiquetas
stats