Fútbol por TV: las negociaciones secretas de "Chiqui" Tapia con Disney y Telecentro

La AFA firmó un contrato con Disney, pero el gobierno todavía no aprobó la fusión ESPN-FOX.

Todo pasa. El lema de Julio Humberto Grondona sobrevive en la Asociación del Fútbol Argentino y se expande a todo el negocio del fútbol. Son pocos, sin embargo, los que se animen a reconocerlo. Después de que elDiarioAR publicara en exclusiva la semana pasada la oferta de 55 millones de dólares que hizo el empresario Alberto Pierri para quedarse con la mitad de los partidos del fútbol local, Claudio “Chiqui” Tapia le promete a los clubes pagar esta misma semana la primera cuota del contrato que firmó con The Walt Disney Company Latin America para la televisación. La fecha indicada para la primera cuota de 30 millones de dólares era el 18 de enero -la segunda de U$S15 millones, se abonará en julio-, pero Tapia le informó a la dirigencia que hubo una demora que será subsanada en breve, según dirigentes involucrados en las negociaciones. Lo que aún no puede explicar es por qué optó por cerrar un acuerdo con una compañía de origen norteamericano que pagará en dos veces 10 millones de dólares menos de lo que había ofertado el dueño de Telecentro. Desde la semana pasada este diario ha pedido de manera insistente un comentario al respecto, pero Tapia ha decidido no hacer comentarios.

Pese al hermetismo oficial, el caso escala en intensidad por la combinación de actores de peso: empresas que operan en varios continentes a la vez, una megafusión global que tiene un dictamen en contra de la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia y todavía no fue aprobada por el gobierno nacional y personajes oscuros que circulan en torno a un negocio que mueve millones de dólares. 

La historia de la que nadie habla en público es conocida en el sector privado y en altas esferas del Frente de Todos. La audacia y la desprolijidad que se conjugan de mala manera sorprende a pesos pesados dentro y fuera del país.

En octubre de 2020 Pierri recibió en su casa de Banfield a un amigo de confianza, quien le pidió que se involucrara en un rubro (la televisación del fútbol) que le resultaba ajeno y en el que jamás había incursionado. El visitante le dijo que una asamblea de todos los clubes en la AFA había decidido rescindir el contrato con Fox Sports debido a que no se había informado la adquisición de Twenty-First Century Fox por parte de Disney y la fusión ESPN-FOX. Pero también le contó que había naufragado en Estados Unidos el intento de cederle el 100 por ciento de los derechos a Tnt Sports -propiedad de Turner Internacional- y que el 50% de los partidos del fútbol local había quedado vacante. Disney había desplegado su capacidad de intervención contra AT & T y había frustrado el plan A de Tapia y la AFA. La capacidad de lobby de la firma que conduce en la región el abogado Diego Lerner había sido tan grande como para impedir una operación que contaba con el aval de Whit Richardson, ex titular de Turner Latinoamérica y designado por AT & T en agosto pasado como presidente del conglomerado Warner Media Entertainment Networks Latinoamérica. En el medio, una medida cautelar de un juez civil y comercial, Horacio Robledo, había traducido al plano municipal lo que se había decidido en el Norte. La cautelar frenaba la rescisión de contrato que había ordenado la AFA y le había dado la razón a Disney. Fuentes bien informadas del mundillo del fútbol afirman que la mano de Daniel Angelici, ex presidente de Boca Juniors y de notable influencia en la Justicia, se extendió para beneficiar en la justicia porteña a Lerner, el gran anfitrión que agasajaba a Mauricio Macri en sus años como presidente.  

En ese escenario, Pierri, decidió convocar a la productora La Corte para garantizar la producción de las transmisiones. Poco después, la relación comenzó a fluir y Tapia avanzó en conversaciones con el dueño de Telecentro. El primer encuentro fue en la AFA. Fuentes al tanto de la negociación aseguran que Pierri llevó la oferta con el cheque incluido. Pero Tapia le dijo que no hacía falta y le aseguró que en pocos días se haría una nueva asamblea de los clubes para aprobar el contrato con el nuevo consorcio. Más adelante, hubo un segundo encuentro: el dirigente, que llegó a lo más alto con el apoyo de Hugo Moyano y después afinó su sintonía con el macrismo, convocó a Pierri al predio de Ezeiza de la AFA y le garantizó que el contrato con Telecentro era un hecho. Como reveló elDiarioAR, en ese lugar, Tapia negociaba en soledad y sin controles de ningún tipo, algo que hizo también con los representantes de Disney, su gerente general, Guillermo Tabanera, y su jefe periodístico de ESPN, Juan Cruz Ávila. 

Tapia contó delante de cuatro personas que no fue el único en promover un acuerdo con Disney. Según el presidente de la AFA, Sergio Massa y Rodolfo D’Onofrio estaban entre los que defendían la decisión de extender el contrato con Disney. Tenían una relación cercana a Lerner y hasta fueron a verlo a su casa para apurar el entendimiento. Además, una parte del gobierno nacional parecía respaldar los movimientos de la dirigencia de la AFA.

La oferta de Pierri, sin embargo, se mantenía vigente y fue subiendo hasta llegar a los 55 millones de dólares a pagar en dos cuotas. Tapia llevaba adelante una supuesta compulsa entre Pierri y Disney sin testigos. De hecho, decidió marginar a uno de los aliados de Pierri en la AFA, el conductor de televisión Marcelo Tinelli.

Fuentes cercanas al dueño de Telecentro afirman que viajó a su casa de Villa La Angostura el 1 de diciembre pasado, convencido de que la AFA anunciaría el contrato para darle la mitad de los partidos del fútbol local. Así se comentaba entre la dirigencia de los clubes hasta mediados de mes, cuando Tapia cerró la reconciliación con Disney. La sorpresa fue grande y se convirtió en un hecho inexplicable cuando se supo que Pierri -“un empresario nacional”, como dicen algunos en el peronismo- ofertó 10 millones de dólares más que el gigante estadounidense del entretenimiento que lidera Lerner. Pese a su estrecha relación con Macri, Lerner tiene la fortuna de alzarse con un premio mayor en pleno gobierno del Frente de Todos y entre sus espadas hay algunos de envidiable llegada al propio Alberto Fernández. Hasta hoy nadie puede entender qué cuenta hizo Tapia para elegir a Disney. ElDiarioAR volvió a consultar a una persona del equipo de Tapia. Esta vez, al jefe del departamento de Medios de la AFA, Nicolás Novello, pero no obtuvo respuesta. 

Etiquetas