La interna en el oficialismo

Máximo Kirchner, en un acto de la CGT: “Sabemos que gobernar no es soplar y hacer botellas”

Maximo Kirchner esta tarde, al encabezar la asunción de la conducción de la regional oeste de la CGT en Merlo

En medio de la crisis interna que atraviesa al Frente de Todos, Máximo Kirchner exigió por la “unidad”, pero volvió a desafiar a la administración de Alberto Fernández por cerrar el acuerdo con el FMI, pacto que el diputado oficialista rechazó terminantemente, incluso dejando su lugar como presidente de la bancada en la Cámara baja.

“Nadie más que nosotros y nosotras queremos la unidad. Cristina nos dijo que confiemos en la gente y supimos construir la unidad. La unidad es para mejorar la calidad de vida del pueblo”, apuntó el hijo de la vicepresidente al encabezar el acto de asunción de la conducción de la regional oeste de la CGT en Merlo.

“Sabemos que gobernar no es soplar y hacer botellas. Vi al ex Presidente Kirchner gobernar en una situación muy difícil y lo mismo a la ex Presidenta Cristina que le tocaron situaciones muy difíciles y se paró de manos. Que no nos vengan a explicar lo que son situaciones difíciles”, agregó Kirchner, según comunicaron cerca suyo al elDiarioAR, lo que podría leerse como un tiro por elevación a las gestiones que llevaron adelante Fernández y Martín Guzmán ante los burócratas del Fondo. “No se trata de resistir, se trata de avanzar”, subrayó.

El auditorio que escuchaba al presidente del PJ bonaerense estuvo protagonizado por dirigentes afines, como el gobernador Axel Kicillof, Gustavo Menéndez, la intendenta de Merlo, Karina Menéndez y su par de Moreno, Mariel Fernández, referente del Movimiento Evita. También lo escuchaban Abel Furlán, flamante secretario general de la UOM y quien le arrebató recientemente la conducción del gremio de metalúrgicos al histórico Antonio Caló. Además estaban Omar Plaini, de Canillitas, y el nuevo triunvirato de la regional conformado por José Medina de Camioneros, Walter Correa (Fatica) y Luján Cotone de SADOP.

Kirchner valoró la organización sindical como parte de la alianza gobernante y le envió un mensaje de cercanía a Sergio Massa, tercer socio frentedotista. Recordó el proyecto de Ganancias que impulsó en el Congreso junto al tigrense y el impacto en los trabajadores que dejaron de pagarlo. “Imaginen lo que sería 1.500.000 trabajadores más pagando ganancias con los precios como están”, apuntó el legislador nacional.

Para argumentar su posición, Kirchner se refirió a las dificultades del gobierno de su madre en 2013 y a cuánto costó crecer en aquel contexto. “Sabíamos que no había que retroceder ni un centímetro. La presión de los mercados que deben ser los mismos que lo hicieron con el gobierno para que tome decisiones con respecto al FMI nos hicieron devaluar pero luego lo recuperamos. Estaba Axel en el Ministerio y Augusto Costa en una Secretaría de Comercio potente apoyada por la Presidenta”, dijo el diputado. Y cerró sobre la ansiada “unidad” en el peronismo: “Fuimos la base de la construcción de la unidad en 2019 y también en 2017 cuando nos miraban de costado y pensaban que era historia terminada. Siempre nos dijo Cristina: confiar en la gente y nosotros confiamos y pudimos construir esa unidad. No creo que ningún trabajador quiera la unidad para ir en contra de si mismo. La unidad es para que no sea casi imposible llegar a fin de mes, es para construir más y mejores viviendas”.

MC

Etiquetas
stats