Un millar de personas vuelven a manifestarse en Barcelona para pedir la libertad del rapero Hasel

Una de las pancartas en la manifestación de este domingo de apoyo a Pablo Hasel.

elDiario.es Catalunya

0

Un millar de personas, según cifras del Ayuntamiento de Barcelona, salieron de nuevo a la calle para pedir la libertad del rapero Pablo Hasel, encarcelado tras ser condenado a nueve meses de cárcel por un delito de apología del terrorismo e injurias a la corona. La concentración terminó con siete detenidos.

La manifestación de este domingo es la sexta seguida en la capital catalana, donde desde el pasado martes fueron detenidas decenas de personas -más de 100 en toda Catalunya- en los graves disturbios generados cada noche al terminar las manifestaciones.

Los manifestantes fueron convocados en la estación de Sants, hasta donde se han desplazado numerosas patrullas de la policía catalana que revisaron las pertenencias de muchos jóvenes que se acercaban a la estación. Tras sentarse en el suelo en un círculo y hacer un turno de intervenciones, los manifestantes caminaron hasta el centro de la ciudad. En una de las pancartas de los concentrados, más escasos que el sábado, se podía leer: "Nos habéis enseñado que ser pacíficos es inútil".

Cuando los manifestantes llegaron a la jefatura de la Policía Nacional en Via Laietana, algunos lanzaron objetos y cubos de basura a los agentes desplegados frente al edificio, sin que hubiese habido cargas ni incidentes destacados cuando faltaban pocos minutos para las 21h. Poco tiempo después los agentes disolvieron a los manifestantes y los empujaron hacia el norte de la ciudad.

La policía catalana informó que al terminar la manifestación un grupo de violentos rompió los cristales de una tienda de paseo de Gràcia y también se encendieron algunas barricadas en Rambla Catalunya, aunque los disturbios fueron de mucha menor gravedad que días anteriores.

En Girona, también 200 personas se manifestaron contra el encarcelamiento del rapero, cuyo caso abrió un debate sobre los límites a la libertad de expresión en todo el país. En Catalunya, los graves disturbios -que incluyeron la quema de centenares de contenedores y el saqueo de diversos comercios- también pusieron el foco sobre las actuaciones de los policías, después de que una joven de 19 años perdiese el ojo el pasado martes, presumiblemente por el impacto de un proyectil de 'foam' de la policía catalana.

Etiquetas
stats