Chile: La Convención en funciones se otorga tres meses más de plazo para la redacción del nuevo texto constitucional

La Convención chilena prorroga tres meses la redacción de la nueva Constitución

elDiarioAR

0

Reunida en la capital chilena, la Convención Constitucional activó el martes el mecanismo normativo que le permitía, en el caso de así decidirlo, ampliar por tres meses más el plazo de redacción de la nueva Carta Magna. Una decisión que se daba por hecha, pero que se hizo oficial tras esta sesión.

Con esta medida, aprobada por aplastante mayoría -114 votos a favor, 8 en contra y 25 abstenciones-, el trabajo constitucional se extenderá de nueve meses a un año, con el próximo 5 de julio como fecha de finalización en lugar del 5 de abril.

“Estamos haciendo todo lo que está a nuestro alcance para llegar al 5 de julio con una propuesta de texto constitucional en forma y fondo (...) Y lo vamos a lograr”, afirmó la presidenta del órgano, María Elisa Quinteros, que presentó la petición al pleno junto al vicepresidente, Gaspar Domínguez.

Según el reglamento, la Convención Constitucional actualmente en actividad en Chile tiene nueve meses para redactar una propuesta de Ley Fundamental, con derecho a una sola prórroga de tres meses.

La aprobación de la prórroga no causó mayores sorpresas. Anteriores integrantes de la Mesa Directiva ya habían adelantado que esta posibilidad de darse más tiempo era imperativa para poder cumplir el calendario de trabajo que se estableció en 2021 y ya una mayoría de voces de convencionales se referían, como un hecho consumado, a que julio fuera la fecha final.

Según el reglamento, la Convención tiene nueve meses para redactar una propuesta de Ley Fundamental, con derecho a una sola prórroga de tres meses.

Chile comenzó en 2021 a redactar una nueva Constitución. Este proceso que nació como vía política para desarticular la ola de masivas protestas contra la desigualdad que comenzaron con el 'estallido social' de octubre de 2019.

La Convención Constitucional, de tendencia progresista de izquierda mayoritaria -como el gobierno del presidente Gabriel Boric que asumió el viernes 11 de marzo en el Ejecutivo chileno- con un gran número de convencionales independientes, con paridad de género y bancas preasignadas a representantes de los pueblos originarios, tiene la tarea de redactar la primera Carta Magna que emana de un proceso plenamente democrático en la historia del país.

En caso de aprobarse en un plebiscito de salida, previsiblemente este año, el nuevo texto sustituiría a la Constitución actual, heredada de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990), de corte neoliberal en economía, que consagró la subsidiaridad del Estado como principio básico. y considerada por muchos como el origen de las grandes desigualdades del país por su corte neoliberal.

AGB con información de medios y agencias

Etiquetas
stats