Canción de amor a Jeff Bezos entre cuatro paredes

El comediante Bo Burnham acaba de estrenar un especial pandémico en Netflix

0

“Juntás dos cosas que no se habían juntado antes. Y el mundo cambia. La gente quizá no lo advierta en el momento, pero no importa. El mundo ha cambiado, no obstante”. Así empieza Niveles de vida (Levels of Life, 2013), de Julian Barnes. Es uno de mis comienzos de libro preferidos de todos los tiempos y una frase que se retoma a lo largo del texto, que se va deformando hasta que te estruja para siempre.

“No es obligatorio expresarse todo el tiempo, cultivar una suerte de atletismo discursivo, convencer a nadie. Es la propia manera de ver el mundo, de actuar o dejar de hacerlo, hablar o callar: un asunto personal. No hay que pedir permiso ni perdón. Y más aún, no es obligatorio tener una opinión sobre todas las cosas”. Salió en la última entrega de Viejo Smoking, el newsletter y radar imprescindible de los domingos que escribe Cecilia Absatz.

“Hacer algo genial está sobrevalorado”. Lo dice la protagonista de Mare of Easttown y vuelve ahora que la serie terminó (hablamos de ella por acá) y nos dejó a varios con el corazón en la boca.

Leí, releí, escuché y subrayé todo eso por estos días. Lo dejo a modo de precalentamiento de esta nueva entrega de Mil Lianas.

1. Bo Burnham: Inside. ¿Se terminó la comedia? ¿Debería estar bromeando en un momento así? ¿Se puede ser gracioso encerrado en una habitación? Esos son algunos de los interrogantes que se plantea el comediante Bo Burnham en Inside, un especial muy divertido que acaba de subir Netflix a su plataforma.

Estuvimos hablando por acá y por acá sobre cómo la llegada del coronavirus trastoca nuestra capacidad de reírnos y en este caso el actor estadounidense, lejos de ser solemne, ensaya una especie de unipersonal musicalizado donde le pone el cuerpo a un experimento pandémico a mitad de camino entre el stand up y el diario de cuarentena. Es que Burnham actúa, canta, se graba a sí mismo, muestra cómo instala la cámara o las luces, habla sobre el suicidio, dialoga con un títere/media que está decidido a hacer la revolución, se pone triste, se pone eufórico.

Lo curioso es que ese movimiento –ese ímpetu por explorar alrededor de lo risible, por ir más allá– tiene lugar apenas entre cuatro paredes, en lo que pareciera ser un departamento pequeño donde pasa el confinamiento. Así, puede llegar a ir, como si se tratara de sketches, de una canción de amor a Jeff Bezos, el fundador de Amazon; a una parodia sobre el uso de Instagram, los privilegios de clase, el comportamiento de las grandes empresas tecnológicas, el sexting en tiempos de cuarentena o el falso compromiso de las grandes marcas a la hora de querer mostrarse empáticas en un mundo en crisis.

Bo Burnham: Inside está disponible en Netflix. También allí se puede ver más material del comediante.

2. Arquitectura para las masas. Se llama Alejandro Csome, es arquitecto y tal vez se lo cruzaron en alguna de las redes sociales como Bauhasaurus. Hace bastante que vengo siguiendo su tarea porque lo que hace tiene ese encanto que produce ver que alguien se dedica a estudiar y difundir un conocimiento específico, en este caso la arquitectura, con verdadera pasión (para quienes estamos del lado del periodismo y a veces tenemos que nadar en ese océano de pocos centímetros de profundidad que implica cubrir temas variados y a las apuradas esa tenacidad, ese meterse hasta el fondo directamente produce envidia). Tanto en sus hilos de Twitter, como en todos los espacios virtuales que ofrece, Alejandro despliega su saber y lo hace de manera didáctica. Puede llegar a subir un plano incomprensible y hacerlo fácil de entender o plantear alguna cuestión compleja de urbanismo que siempre va a provocar curiosidad, debates y hasta preguntas.

En los últimos tiempos, me enganché con entrevistas súper interesantes en su canal de YouTube y los videos que subió con las transmisiones que hace periódicamente por Twitch (a propósito, sobre esa plataforma escribió acá Ana Breccia, lo recomiendo para las personas que a veces nos sentimos un poco perdidas en estas cuestiones). A veces entrevista a alguien para hablar sobre la carrera de arquitectura en sí, a veces se plantea los vínculos de su actividad con otras disciplinas, como el cine, la moda o la comida y conversa con distintos expertos. Y a veces se propone viajar a otras latitudes para analizar la arquitectura de distintas partes del planeta.

Más sobre el trabajo de Alejandro Csome en su canal de YouTube y en su cuenta de Twitter.

3. Liana Finck. Casi siempre son pocos trazos: el interior de la cabeza de una persona en el momento en el que tiene que tomar una decisión, una línea del tiempo que refleja cierta neurosis, un gráfico que resume con flechas comportamientos, obsesiones, posibilidades. Liana Finck es una dibujante e ilustradora estadounidense de treinta y pico y su trabajo puede verse con regularidad en The New Yorker, además de algunos libros que tiene publicados.

Lo sorprendente de los dibujos de Finck, súper despojados y minimalistas, es una capacidad única de síntesis, un tipo de condensación fascinante en sus viñetas de las que me hice devota y espero que ustedes también. Por mi parte, sigo todos los días lo que sube a su cuenta de Instagram justamente por esa capacidad de traducción, con muy pocos elementos, de un malestar íntimo y a la vez universal. No dejen de pasar por ahí. Si tienen ganas, también les dejo una entrevista muy corta en inglés en la que cuenta cómo es su proceso creativo.

El trabajo de Liana Finck se puede ver en su página personal y también en su cuenta de Instagram.

4. Odisea en Blackie Books. “La Odisea se compuso en una fecha imprecisa, quizás en el siglo VII antes de nuestra era. Casi 3000 años después, en 2018, una encuesta realizada por la BBC, en la que participaron escritores y críticos de treinta y cinco países, la eligió como la obra literaria más influyente de la historia”, aseguran los editores en una especie de prólogo a esta nueva versión de un clásico de clásicos de Homero.

Es que la editorial Blackie Books, nacida en Barcelona como una especie de sello boutique que ahora se expande asociado con la multinacional Penguin Random House, eligió a la Odisea para comenzar con una colección de clásicos “liberados” que, además de la obra en sí contienen ilustraciones, comentarios y versiones de autores contemporáneos que ponen de manifiesto la potencia y la influencia de estos grandes libros.

En el caso de Odisea, que llegó recientemente a las librerías locales y es hermosa en su diseño y presentación, se tomó como base la traducción en prosa del escritor británico Samuel Butler, una de las preferidas de Jorge Luis Borges, que la calificó como “la más fiel de las versiones homéricas”. El libro tiene, además, textos de Margaret Atwood, Dorothy Parker y “brevísimas versiones” de la historia en manos de Nick Cave & The Bad Seeds, Augusto Monterroso y Javier Krahe, además de ilustraciones del dibujante español Calpurnio. Si tienen ganas de darse una vuelta por un clásico, esta edición resulta una buena oportunidad.

La nueva edición ilustrada y comentada de Odisea llegó a las librerías locales bajo el sello Blackie Books.

¡Hasta la próxima!

AL

Etiquetas
stats