Alberto Fernández anunció un decreto para facilitar el empleo privado a los beneficiarios de planes sociales

Con su participación, Alberto Fernández cerró el coloquio de Idea.

elDiarioAR

0

El presidente Alberto Fernández cerró este viernes el 57° Coloquio del Instituto para el Desarrollo Empresarial de la Argentina (IDEA) en el Centro Costa Salguero, en la Ciudad de Buenos Aires. Allí, tal como adelantara este jueves elDiarioAR, el primer mandatario anunció un decreto para facilitar el empleo privado para quienes son beneficiarios de un plan social: "Estamos disponiendo a través de un decreto marco un sistema que posibilite que los que hoy son beneficiarios de planes puedan ser empleados en la actividad privada sin perder ese derecho. Necesitamos impulsar el empleo registrado", apuntó.

Hotton y Espert, los candidatos más aplaudidos por los empresarios en el cierre del Coloquio IDEA

Hotton y Espert, los candidatos más aplaudidos por los empresarios en el cierre del Coloquio IDEA

Entre los ejes de su discurso, hizo referencia a los precios de los artículos de la canasta familiar que "se han incrementado de manera incomprensible”, a los problemas de deuda con el FMI y al proyecto de eliminación de la indemnización por despido.

"Me levanté en la mañana con la idea de qué iba a contarles. Francamente preferí ordenar mis ideas por escrito", introdujo Fernández pasada las 14 horas, en un discurso de unas 10 páginas que leyó sin ser interrumpido por aplausos en 23 minutos, pero sí con la solicitud de un vaso de agua que no tenía a mano.

Primero hizo referencia a la pandemia de coronavirus que "arrasó economías, empresas, puestos de trabajo y acabó con millones de vidas", mientras que calificó a la sociedad como "sobrevivientes" y "aquellos a los que la muerte no logró atraparnos". "Semejante privilegio que Dios nos ha dado nos exige reflexionar ya no sobre lo ocurrido. Nos impone el deber moral y ético de poner manos a las obras para construir una sociedad nueva, donde el desarrollo sea constante, los desequilibrios estructurales desaparezcan y la justicia social deje de ser una consigna y se convierta en una realidad", apuntó.

Luego aseguró que desde hace muchos años en Argentina "somos una sociedad con bandos en pugna, tirando cada uno de una punta de la soga" y recordó que asumió el gobierno el 10 de diciembre de 2019 "con el espíritu franco de convocarlos a todos a tirar de la soga pero para un mismo lado", mientras consideró que la pandemia, desatada 99 días después, "volvió a convertir a nuestra sociedad en dos sectores en pugna y de repente, poco a poco, volvimos a quedar enfrentados en bandos diferentes".

"Soy el presidente de todos los argentinos y argentinas, trabajo cada día para la unidad del pueblo", expuso el primer mandatario al mismo tiempo que convocó a sumar esfuerzos y "abandonar los insultos, las quejas altisonantes", como también "dejar atrás los debates estériles".

Sin embargo, consideró que la "economía estancada y altamente endeudada" es el "corolario de una pandemia y de políticas que previamente se aplicaron en nuestro país". Y aclaró: "Digo esto no con el ánimo de hacer revisionismo, si no con el propósito de tener en claro de que punto partimos en esta tarea de reconstrucción a la que los estoy convocando".

Alberto Fernández planteó que "el primer gran problema que Argentina debe enfrentar con decisión", es "terminar con la desocupación creando empleo genuino": "Debemos trabajar con toda firmeza para que cada argentino y cada argentina encuentre en el siglo XXI un lugar donde trabajar y ganar dignamente". Y consideró que la asistencia del Estado "no puede ser el remedio para la falta de empleo", sino que "es solo un paliativo para sobrellevar la pobreza" y que la solución es "la inversión privada que asocia el capital al trabajo para lograr un desarrollo sostenible en nuestra sociedad. Esa ha sido nuestra convicción desde siempre".

Asimismo, advirtió que la gestión macrista "multiplicó los planes sociales en la Argentina" ."El 10 de diciembre de 2019, al asumir mi mandato casi 800 mil planes se distribuían en Argentina. La apertura indiscriminada de las importaciones, la caída sostenida del consumo y el cierre de 23.000 PyMES, aparejaron un incremento preocupante de la desocupación y de la pobreza. Quiero decir con esto, que si algo caracterizó al espacio político que hoy gobierna Argentina, es la promoción de la inversión empresaria y la creación de empleo. Con ese mismo espíritu actuamos hoy", insistió.

Resaltó las medidas impulsadas a través del Consejo Económico y Social, que fueron “el resultado del acuerdo de los que producen, de los que trabajan y del Estado”. “Si algo caracterizó al espacio político que hoy gobierna Argentina, es la promoción de la inversión empresaria y la creación de empleo. Y con ese mismo espíritu actuamos hoy”, insistió.

Aseguró que la generación de trabajo “es algo que también debemos abordar en forma conjunta” y “sin estigmatizaciones”. “No debemos ver al trabajo como un costo, sino como una inversión”, añadió.

"Por eso estamos disponiendo a través de un decreto marco un sistema que posibilite que los que hoy son beneficiarios de planes puedan ser empleados en la actividad privada sin perder ese derecho. Necesitamos impulsar el empleo registrado. Tres actividades económicas ya han avanzado en cumplir ese objetivo", propuso.

Esta tarde, le dijo a los empresarios que se reunieron en el Coloquio de Idea que la prohibición de despidos y la doble indemnización “no van a sostenerse en el tiempo”. Según explicó, fueron medidas adoptadas excepcionalmente por su Gobierno para atender la crisis económica provocada por la pandemia.

“Las medidas de excepción que hemos tomado: prohibición de despidos y doble indemnización, deben ser entendidas de ese modo. Han sido dispuestas en un momento de excepción y no van a sostenerse en el tiempo”, comentó el mandatario.

Al referirse a los problemas de deuda con el FMI, Fernández dijo que “en parte hemos resuelto la cuestión acordando con los acreedores privados, hemos ganado tiempo y logrado una reducción de la deuda de más de 37.000 millones de dólares”.

“Ahora estamos discutiendo el mayor préstamo otorgado por el FMI a un país miembro. Esa suma era equivalente al 11 por ciento del PBI de Argentina y fue dado en un marco de fuga de divisas que contradijo los mismos estatutos del organismo de crédito internacional”, criticó.

Y sentenció: “Debemos resolver el problema de la deuda haciendo que la misma sea sostenible, es decir, que no nos condene a la postergación de Argentina. Debemos crecer, acumular reservas y empezar a cumplir”.

Por otro lado, el Jefe de Estado advirtió que “el precio de los artículos de la canasta familiar se ha incrementado de manera incomprensible” y expresó la necesidad de “encontrar el punto de equilibrio para que esa suba cese en acuerdo con los industriales y cadenas comercializadoras”.

“El pueblo argentino no puede ser la víctima de la especulación y ambición de algunos. Una sociedad donde unos pocos ganan y millones pierden, no es una sociedad. Es una estafa”, profundizó.

Y concluyó: “El desafío es escucharnos. Debatir. Encontrar acuerdos. Estamos todos en un mismo barco y la pandemia ya nos enseñó que nadie se salva solo”.

NOTICIA EN DESARROLLO

AB

Etiquetas
stats