La oposición se anima a proponer sin pudor medidas económicas polémicas

El debate de candidatos porteños.

El candidato libertario Javier Milei celebra que su irrupción como fuerza emergente en la ciudad de Buenos Aires haya llevado a que sus rivales adoptaran un discurso más liberal. Su contendiente radical Martín Tetaz, segundo de la lista de Juntos por el Cambio (JxC), celebra en privado que la irrupción de Milei les ha permitido proponer sin pudor en campaña una agenda más polémica porque total a la derecha está ese economista que intercambia elogios con él, con el ex presidente Mauricio Macri y con la ex ministra de Seguridad Patricia Bullrich.

Martín Tetaz, de Juntos por el Cambio: "Todas las empresas estatales que produzcan bienes  provistos por empresas privadas tendrían que ser privatizadas"

Martín Tetaz, de Juntos por el Cambio: "Todas las empresas estatales que produzcan bienes provistos por empresas privadas tendrían que ser privatizadas"

Así es que en la campaña tanto Juntos por el Cambio como los libertarios han planteado abiertamente una serie de propuestas que antes el espacio político del centro a la derecha solía ocultar. De hecho, en 2015 Macri debió prometer en campaña que iba a mantener diversas medidas adoptadas por el kirchnerismo y que él en su momento había criticado, como la asignación universal por hijo o la estatización de Aerolíneas Argentinas e YPF.

Recibí nuestro newsletter Justicias
Un panorama sobre los vínculos entre el Poder Ejecutivo y la Política por Catalina De Elia

Es gratuito y podés darte de baja en cualquier momento.

Algunas ONG han organizado páginas web donde conocer las plataformas y las propuestas anunciadas en los medios por los candidatos: MeRepresenta, YoVotoInformado y VotaInformado. En ellas se da cuenta de las ideas que Juntos por el Cambio y los libertarios promueven, como también las del Frente de Todos, el Frente de Izquierda y todas las otras fuerzas en la capital y las 23 provincias.

Juntos por el Cambio comenzó por la propuesta del jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, de eliminar la indemnización por despido y reemplazarla por un seguro de desempleo, lo que constituiría un primer paso hacia una flexibilización laboral. El senador Martín Lousteau formalizó la iniciativa presentando un proyecto de ley. En la plataforma de JxC de la ciudad, se habla además de “pensar nuevas formas de contratación que aseguren la creación de todos los puestos de trabajo posibles”. En la provincia de Buenos Aires, Juntos lleva como cabeza de lista a Diego Santilli, secundado por Graciela Ocaña. Ella ha propuesto que “la legislación laboral debe actualizarse con urgencia”. 

En la misma lista que encabeza María Eugenia Vidal y secunda Tetaz, Ricardo López Murphy prometer “garantizar el derecho a la libre circulación”, es decir, terminar con los piquetes, y, al igual que cuando fue ministro de Economía por dos semanas en 2001, intentará “reducir el tamaño del Estado”. Más abajo figura Fernando Iglesias, que propone “vivir del trabajo y de la producción, no de subsidios”. En realidad, los planes sociales crecieron en el gobierno de Mauricio Macri y aún más con el de Alberto Fernández, pero uno y otro han declamado sin éxito la necesidad de transformarlos en empleo.

Vidal ha propuesto derogar la ley de alquileres de 2020, la misma que votó su fuerza política y que regula el precio y extiende el plazo. “No vamos a votar nada que restrinja las libertades ni nada que atente contra la creación de trabajo”, también prometió.

En una entrevista con elDiarioAR, Tetaz también abogó por un recorte drástico de los subsidios a la energía y el transporte, aunque aclaró eso no recaería completamente en un tarifazo, y por la privatización de todas las empresas estatales que produzcan bienes y servicios que puede suministrar el sector privado. Dijo que si hay compañías sin oferentes, deberían dejarse en manos de sus trabajadores pero sin subvenciones. Citó como ejemplos Aerolíneas y Astillero Río Santiago. Además apoyó abrir la economía totalmente a la importación: propuso eliminar los aranceles y las barreras paraarancelarias como las licencias no automáticas, que resguardan la producción nacional de bienes industriales en la actualidad. También quiere volver a desterrar las retenciones a la exportación, como hizo Macri en 2015, aunque después debió reponerlas con la crisis de 2018, y promueve la firma de tratados de libre comercio.

En Avanza Libertad, la coalición que postula a José Luis Espert en la provincia de Buenos Aires, y en La Libertad Avanza, la de Milei en la capital, van más allá con las propuestas. En la plataforma de Espert se habla de “limitar el derecho de huelga en cualquier actividad, previendo etapas previas de conciliación entre las partes”. “Los días de huelgas no serán pagos. Los empleados estatales y de servicios esenciales privatizados no tendrán derecho a la huelga”, declara.

Los libertarios bonaerenses también hablan de flexibilización laboral: “Eliminación de contribuciones patronales y reemplazo por un aumento de contribuciones personales”. Están en contra de la negociación colectiva: “Negociaciones salariales y de condiciones laborales se harán a nivel empresa”. En eso coincide Milei. En otros asuntos difieren: el economista porteño niega el cambio climático, por ejemplo.

Espert propone, al igual que Tetaz, eliminar las retenciones, quitar o reducir al mínimo los aranceles a la importación y promover tratados de libre comercio. También quieren que cada país del Mercosur negocie acuerdos por separado, ya no más como bloque. Toma además dos ideas de cuando López Murphy fue ministro en 2001: pretende arancelar la universidad pública y “despedir de manera paulatina a millones de empleados ñoquis que tapan al buen empleado público”.

En su plataforma, Milei habla “eliminación del gasto improductivo del Estado”, “corregir las normas que impiden el uso de otras monedas”, “eliminar aranceles a la importación y toda restricción para importar” y “reforma del sistema financiero que permita avanzar hacia una banca libre”. Los libertarios son grandes defensores de las criptomonedas y las sociedades offshore en el mundo. En cuanto al empleo, promueve “libertad de contratación, abolición del salario mínimo y fuerte reducción de contribuciones patronales”. Quiere que los “planes de ayuda a desocupados sean temporales, con supervisión personalizada y cupones para formación”. Los libertarios de Vamos Mendocinos también quieren ponerle plazo a las ayudas sociales. Mercedes Llano es la candidata a senadora y Gustavo Gutiérrez, a diputado.

En la provincia de Córdoba, Milei ha rechazado la lista llamada La Libertad Avanza, mientras que otros libertarios apoyan la Unión Popular Federal. Estos últimos hablan de “achicamiento del Estado nacional eliminando las dependencias ideológicas (como el Ministerio de la Mujer, Género y Diversidad, el INADI -Instituto Nacional contra la Discriminación-, etc.), inútiles (como el Instituto Nacional del Cine), o que ponen trabas a la producción por las excesivas regulaciones”. Con Agustín Spaccesi de candidato a senador y Jorge Scala a diputado, usan la palabra “flexibilidad” para referirse a “modernas formas de trabajo” y eliminar la indemnización por despido reemplazándola por el pago de dos sueldos y un fondo del empleado desarrollado con aportes mensuales del patrón y el empleado”, una propuesta similar a la Rodríguez Larreta y Lousteau. Tiempos de hablar sin algunos pelos en la lengua opositora.

AR

Etiquetas
stats