Qué ver Lo mejor de 2021

El año en el que la música copó el streaming: siete documentales sobre grandes bandas y solistas, de Tina Turner a la Velvet Underground

Durante 2021, los documentales de música coparon las plataformas de streaming

En algunos casos fueron elegidos grandes cineastas para dirigirlos o producirlos. En otros, se puso en primer plano la voz de los protagonistas, que revelaron situaciones o hechos que hasta entonces no se habían animado a contar. La mayoría, además, rescató grandes escenas, archivos olvidados o poco vistos, recitales memorables, o esos momentos donde nacen las canciones que con el tiempo se convierten en himnos. Una línea los une a todos: durante 2021 las plataformas de streaming apostaron por lanzar numerosos documentales sobre grandes figuras de la música y bandas de todos los tiempos, lo que dejó un interesante catálogo de largometrajes y series con la música como gran protagonista.

Las películas más comentadas de 2021 que ya se pueden ver por streaming

Las películas más comentadas de 2021 que ya se pueden ver por streaming

A continuación, un repaso por algunos de los más destacados y dónde se pueden ver. 

1. The Bee Gees: How Can You Mend a Broken Heart. Tal como señalamos por acá, se trata de una radiografía minuciosa y delicada para una de las bandas más exitosas del pop de todos los tiempos y todos los mundos (la película, justamente, retrata eso: cómo el grupo se va adaptando a las décadas, o mejor, cómo ellos van convirtiéndose en el sonido de cada época gracias a su enorme talento). Es que en el documental The Bee Gees: How Can You Mend a Broken Heart (HBO, 2020) el director Frank Marshall viene a hacer justicia para esta banda de hermanos, que además de construir su propio suceso, resultó de gran influencia para la música que vino después. 

Muchas veces despreciados o reducidos solamente –¡como si fuera poco!– a un grupo dedicado a la música disco por la repercusión de la banda de sonido de la película Fiebre de sábado por la noche que supieron conseguir a fuerza de canciones poderosas, faltaba un reconocimiento de este tipo que mostrara todas las facetas de un grupo con canciones tan diversas y profundas como You Should Be Dancing, How Deep Is Your Love, Jive Talkin', How Can You Mend a Broken Heart o Massachusetts por citar apenas algunas.

Para eso, además de un recorrido exhaustivo por la carrera de los hermanos Gibb, con imágenes de archivo impresionantes en su textura y en su cantidad, el documental cuenta también con testimonios de músicos de todos los tiempos. De Eric Clapton a Noel Gallagher; del líder de Coldplay, Chris Martin, a Justin Timberlake, todos tienen algo para destacar de la magia de los Bee Gees, de la imagen que proyectaron al mundo del pop, de su forma particular de componer canciones.

Otro hallazgo del largometraje, además de mostrar testimonios que dan cuenta discretamente de algunas internas familiares, problemas de adicciones de los miembros de la banda, muertes repentinas, es una suerte de disección del sonido de algunos de sus hits que van haciendo tanto los Bee Gees como los músicos que los acompañaron en su carrera. En el medio, un mundo de melenas, de camisas abiertas, de dientes impolutos y trajes brillantes, de barbas, de bronceados permanentes, de falsetes, de hits imbatibles, de cuerpos que no pueden parar de moverse. Y también de corazones rotos que buscan –qué mejor que la música– algún camino de reparación provisoria.

The Bee Gees: How Can You Mend a Broken Heart es una producción original de HBO, con dirección de Frank Marshall. Dura 111 minutos. Se estrenó en el hemisferio norte a finales de 2020 y a la Argentina llegó a la plataforma de Flow a comienzos de 2021.

2. Billie Eilish: The World’s A Little Blurry. Con dirección del cineasta R. J. Cutler, este documental tiene como protagonista a una de las últimas (y grandes) revelaciones globales de la música pop, la estadounidense Billie Eilish.  El largometraje, de más de dos horas, es curioso y atrapante, incluso para quienes no conozcan sus canciones o generacionalmente no se identifiquen con ella o el tono taciturno de todo buen centennial.

Por un lado, Billie Eilish: The World’s A Little Blurry se propone mostrar la intimidad de la cantante mediante registros que tienen lugar en su casa, con sus padres, con su hermano/productor, y de algún modo impulsor de su carrera, al tiempo que se puede ver a la artista de gira sin parar, presentándose con 17 años en los escenarios más demandantes del mundo.

Según contaron los realizadores, las imágenes que se ven en el largometraje se registraron en los últimos tres años. Algunas fueron tomas de una cámara que Billie y su hermano tenían siempre a mano, mientras componían el disco When We All Fall Asleep, Where Do We Go?, que fue lanzado en 2019 y fue un éxito enorme, con canciones como Bad GuyYou Should See Me in a Crown.

Pese a tratarse de un material controlado por su protagonista, hay instantes genuinos y escenas bastante reveladoras de la vida de una joven que a partir de los 14 años conquistó el mundo de la música. De hecho, el documental gana más en fluidez en los fragmentos en los que ella habla de sus pesares (lo hace casi con sus ojos, en varios momentos alucinantes), cuando se la ve lidiando con un novio bastante conflictivo, cuando cholulea a Justin Bieber, cuando exhibe los problemas que padece por el síndrome de Tourette, cuando se pone contenta porque por fin puede sacar el registro para manejar, cuando se ven las consecuencias en su propio cuerpo de un trabajo demandante física y emocionalmente.

A la vez, la película es una buena excusa para hacer un repaso por muchísimas canciones y el detrás de escena de esos hits salidos de una habitación adolescente que deslumbran –y en muchos casos hacen llorar desconsoladamente– al planeta.

Billie Eilish: The World’s A Little Blurry se puede ver por Apple TV+

3. 1971. El año en que la música lo cambió todo. “A veces un año es una gota para mirar hasta la obsesión, un microscopio de discusiones”, escribió Florencia Angilletta en su artículo 1973: el año de las mujeres, tal como recordamos por acá.

En esa línea de mirar con un aparatito posible que nos lleve hasta el fondo, de ver ciertos cruces y de trazar patrones, se presenta la serie documental 1971. El año en que la música lo cambió todo, que está basada en el libro 1971 - Never a Dull Moment: Rock's Golden Year, del autor británico David Hepworth.

El resultado es un trabajo magistral con el archivo que se propone recortar todo lo que ocurrió en ese año particular para la música –con la obra de los Beatles, Marvin Gaye, los Rolling Stones, Alice Cooper, Aretha Franklin, Joni Mitchell, David Bowie, Tina Turner, entre muchísimos otros, en primer plano– y su vínculo con los movimientos políticos y sociales de una época marcada por el fin de la guerra de Vietnam y cierto desencanto generalizado.

Los 8 episodios de esta megaproducción cuentan con la participación esencial del realizador Asif Kapadia, reconocido en la Argentina y en el mundo en los últimos tiempos por su trabajo dedicado a Diego Maradona, un documental impactante que realizó a partir de casi 500 horas de registros del futbolista.

Así, el estilo de recuperar archivos y que la narración esté sostenida por las voces en off –que en este caso particular son decenas, entre los músicos, los críticos, los productores, los dirigentes políticos, los activistas y el público– queda impregnado para darle todavía más valor histórico a un material magnético.

Los ocho episodios de 1971. El año en que la música lo cambió todo están disponibles en Apple TV+.

4. Music Box: Jagged. Es necesario, antes de comenzar, hacer un par de aclaraciones, como ya se señaló por acá . La primera: aunque en varios lugares se simplifique diciendo que se trata del “documental de Alanis Morissette”, Jagged es un episodio dentro de la saga de documentales llamados Music Box, con producción de Bill Simmons para HBO (la serie también incluye capítulos dedicados a Woodstock ‘99, Kenny G y otros). La segunda: pese a que Alanis brindó su testimonio para la película, cuando le mostraron un primer corte del material protestó. “Acepté participar en una pieza sobre la celebración del 25º aniversario de Jagged Little Pill y fui entrevistada durante un momento muy vulnerable, mientras estaba en medio de mi tercera depresión posparto durante el confinamiento (...). Fue entonces cuando me di cuenta de que su idea y la mía eran en realidad dolorosamente divergentes. No era la historia que yo había acordado contar”, dijo a los medios en un comunicado.

El documental Jagged, que llegó al streaming este año por HBO, es un repaso por la vida y el salto a la fama de una de las máximas estrellas de Canadá, con especial foco en el lanzamiento de Jagged Little Pill, ese discazo que llegó en 1995 y puso patas para arriba al planeta. El documental, aunque torpe y con algunos baches, intenta reconstruir eso: cómo una chica de veinte años conquistó el mundo a fuerza de canciones poderosísimas (una de las rupturas amorosas más rabiosas y mejor cantadas de la historia del pop, como You Oughta Know; un elogio a la contradicción como Hand In My Pocket; un disco precioso de punta a punta). Al ver Jagged, lo que más se disfruta es volver a esos días analógicos, de difusión en radios, de una cosa todavía intuitiva, un poco inocente y artesanal en medio de esa máquina monstruosa que suele ser la industria musical. Un viaje no nostálgico pero sí emotivo, con el carisma de una estrella única como Alanis Morissette y con su palabra hoy.

Music Box: Jagged se puede ver en la plataforma de HBO.

5. The Velvet Underground. Tal como se había anunciado por aquí, se estrenó en octubre el documental The Velvet Underground con dirección de Todd Haynes, que no solamente recorre la trayectoria de la banda liderada por Lou Reed y John Cale sino que, por la acumulación de un material de archivo impactante, también parece un homenaje a la escena experimental del cine y las artes en general en la Nueva York de los años ‘60.

Como era de esperar con Haynes al mando, el largometraje no encaja para nada en los parámetros del documental tradicional. Por supuesto que están los testimonios, los recitales, las voces de los músicos, el relato de algunos hitos de una de las mejores bandas musicales de la historia.

Pero lo interesante es que la película no se detiene en eso, sino que propone un relato muy emotivo, lleno de texturas, de fotos, de pantallas partidas, de cortos superpuestos, muchos de ellos rescatados de la época que tenía a Andy Warhol y a numerosos cineastas experimentales como protagonistas.

El documental The Velvet Underground está disponible en Apple TV+

6. The Beatles: Get Back. La intriga se estiró como un chicle desde que, a fines de diciembre de 2020, Disney mostró al cineasta Peter Jackson en la sala de edición del que sería su próximo trabajo: un documental sobre Los Beatles con imágenes históricas de la banda. “Tenemos 56 horas de material nunca visto”, prometía, todavía encerrado por las restricciones sanitarias en Nueva Zelanda, y la euforia fue mundial.

La espera llegó a su fin en noviembre de este año cuando Disney+ estrenó el documental dividido en tres partes donde se hace especial foco en la cocina del disco Let it Be, una historia tan llena de mitos y chismes como de canciones geniales.

En 1969, después de un par de años sin presentarse en vivo, Los Beatles se proponen grabar 14 canciones nuevas en poco tiempo y armar un show de impacto. Esos días habían quedado grabados en el documental Let it Be, de 1970, dirigido por Michael Lindsay-Hogg y lo que ahora hizo Jackson fue tomar parte de lo que quedó afuera de aquellos registros íntimos. 

Se puede leer más sobre The Beatles: Get Back en este artículo de Daniel Mecca. Sobre las repercusiones de aquel impasse de la banda a mediados de los ‘60 y sobre su mirada del documental de Jackson, Abel Gilbert escribió también una nota imperdible por aquí.

Get Back, con dirección de Peter Jackson, está disponible en Disney +

Bonus track:

7. Tina. Tal como destacamos en la sección Mil Lianas, esta película tuvo su estreno en el último Festival de Cine de Berlín y desde entonces se convirtió en uno de esos largometrajes muy esperados: se comentaba que Tina Turner haría allí una especie de despedida o que esbozaría un último contacto con su público alrededor del mundo. Fue tanta la ansiedad que apenas HBO la lanzó en el hemisferio norte a finales de marzo de este año, Tina superó el millón de vistas en todas las plataformas de la empresa y se convirtió en un récord. Aunque circuló y circula por algunos pasillos non sanctos de internet, la empresa todavía no hizo el estreno formal en la Argentina.

Lo interesante de esta biografía cinematográfica de la cantante es que no se queda solamente con las escenas más duras que debió vivir (especialmente al lado de su primer esposo, Ike Turner, que era violento con ella) y va mostrando, a partir de un trabajo excelente de archivo, el paso a paso, no siempre fácil, que la llevó a la consagración.

Son las imágenes de los años ‘60 y ‘70 –con la artista dando muestras de un talento arrasador para el rock, el soul y el rhythm and blues arriba de cualquier escenario, esa voz que es un tanque de guerra, que suena como arrancada de un cuerpo que no para de moverse– que van configurando a la estrella pop que resucitó después, a partir de los ‘80.

Tina es una producción de HBO.

AL

Etiquetas
stats