Catamarca: el ministro Juan Carlos Rojas murió a golpes en la cabeza y se investiga un homicidio

Juan Carlos Rojas, ministro de Desarrollo Social de Catamarca, quien fue hallado sin vida en su casa el pasado domingo.

elDiarioAR

0

Una segunda autopsia realizada al cuerpo de Juan Carlos Rojas, el ministro de Desarrollo Social de Catamarca, determinó que su muerte fue por “un traumatismo cráneo encefálico”, según confirmó este martes el fiscal de la causa, quien aseguró que se trabaja en la hipótesis “de un homicidio”.

Si bien en un primer momento fuentes oficiales señalaron que había fallecido por causas naturales, la investigación dio un vuelco cuando se conoció el resultado la segunda autopsia que determinó que el funcionario provincial de 73 años había sido asesinado. Por lo tanto, la Procuración General, a pedido del fiscal general de la provincia Alejandro Dalla Lasca y de la familia de la víctima, dispuso que se sumen a la investigación otros dos fiscales, uno de ellos experto en ciberdelitos.

Tenemos la hipótesis de un homicidio, estamos trabajando en eso y en la busca de la información”, dijo en la madrugada de hoy el fiscal Laureano Palacios, al obtener los resultados de esa segunda autopsia. En ese sentido: consignó: “la causal de la muerte fue un traumatismo cráneo encefálico” y sostuvo que “desde el primer momento, siempre estuvo la hipótesis” de un posible homicidio.

Aunque desde un primer momento las informaciones oficiales sostenían una muerte natural, el fiscal explicó que los datos de la autopsia se conocieron cerca del mediodía de ayer lunes y que, en función de esos resultados, fue que se ordenó realizar una segunda autopsia sobre el cuerpo del ministro, cuyas conclusiones se conocieron esta madrugada.

En tanto, fuentes judiciales indicaron que Rojas fue encontrado por su hijo el domingo 4 al mediodía tirado en el patio de su casa, pero que “la data de muerte es del día anterior por la mañana”, con lo cual se estima que el funcionario provincial fue asesinado el sábado, antes del partido entre Argentina y Australia en la Copa del Mundo.

Actualmente, los peritos intentan determinar la actividad del ministro en las horas previas al crimen, por lo que se analizan cámaras de seguridad y se ordenaron peritajes sobre teléfonos celulares.

Fabiola Segura, ministra de Seguridad de Catamarca, aseguró que “todo el personal de homicidios y criminalística está trabajando” en esta causa, y subrayó que se abocan a las pesquisas “los mejores y los de más experiencia dentro de la provincia”.

“Además, el gobernador (Raúl Jalil) ha tenido contacto directo con el ministro de Seguridad de Nación (Aníbal Fernández). Estamos en contacto permanente con él para complementar y que todo lo que estamos trabajando se haga en consonancia y que podamos llevarle la tranquilidad de que se está trabajando de acuerdo con los lineamentos que se vienen dando y a las líneas que la causa va generando”, afirmó la titular de la cartera de Seguridad provincial.

El ministro Rojas también se desempeñaba como secretario general del Unión de Trabajadores Hoteleros y Gastronómico de la República Argentina (Uthgra) de la delegación de esa provincia. El gastronómico Luis Barrionuevo, quien viajó para participar de las exequias del ministro, fue el primero en señalar que se había tratado de “una muerte violenta”.

“No hay manera de que él se haya golpeado. Alguien le dio un golpe atrás en el cráneo y ahí se fue de bruces, se raspó y se golpeó. No tenemos ninguna duda. El gobernador dio todas las instrucciones para que sepamos la verdad”, dijo Barrionuevo en declaraciones a la prensa durante el velatorio, realizado en la sede de la Uthgra.

Por su parte, el abogado de la familia de la víctima, Iván Sarquís, adelantó hoy a Télam que le solicitaron al fiscal general Dalla Lasta la designación de una fiscal coadyuvante porque se trata de una “causa compleja”, donde aún no se individualizan posibles “sospechosos”.

Luego de este reclamo, la Procuración General dispuso la conformación de un equipo de trabajo en el que se le suma al fiscal Palacios la colaboración del fiscal de instrucción penal 5, Hugo Costilla; y el fiscal de instrucción penal 7 y a cargo de la Unidad de Ciberdelitos, Alejandro Gober.

Al mismo tiempo, el abogado Sarquís negó que se vaya a pedir el apartamiento del actual fiscal de la causa, y explicó que durante la jornada de ayer el hijo de Rojas fue objeto de una serie de pericias por parte de la Justicia en el marco de la investigación: “El hijo estuvo permanentemente hablando con los investigadores y siendo objeto de una serie de pericias a los fines de deslindar responsabilidades”.

La investigación requiere que se descarten todas las hipótesis y, cómo él es quien encontró el cuerpo de su padre, lógicamente se realizaron una serie de protocolos a los fines de deslindar responsabilidades y descartar posibles autores o participes del hecho”, sostuvo Sarquís. Por último, destacó que en el seno de la familia del ministro reina la incertidumbre por la situación y que no sospechan de nadie.

Hay mucha incredulidad por el desenlace y la verdad que no tiene ninguna explicación lo que ha ocurrido, así que sinceramente si la familia hubiera tenido un sospechoso ya hubiéramos arrimado el dato. Pero desgraciadamente la familia no sospecha de nadie. Rojas era una persona muy querida, muy respetada, muy ordenada así que ha tomado a todos por sorpresa esta situación”, finalizó el abogado.

En la jornada de hoy, minutos antes de las 10 de la mañana, los restos de Rojas fueron sepultados en el Cementerio Privado Parque Virgen Morena en el norte de la capital catamarqueña. Del cortejo fúnebre participaron familiares, amigos, empleados de la cartera de Desarrollo Social y personal del gremio Uthgra.

LC con información de agencia Télam

Etiquetas
stats