Protestas y un velatorio nacional para Breonna Taylor, la sanitaria que fue tiroteada por la policía en su casa en EEUU

Vista de un mural en honor a Breonna Taylor en Maryland (EEUU).

Sarah Yáñez-Richards

elDiario.es/Nueva York —

0

Estados Unidos conmemora este sábado con un velatorio la muerte a manos de la policía de Breonna Taylor, una joven afroamericana que, según el cofundador de Black Lives Matter Greater New York, Hawk Newsome, no solo se ha convertido en un icono del movimiento, sino también en "una mártir".

"Su rostro, su historia y su memoria estarán en la boca de los activistas durante décadas. Ella cambió el panorama de muchas maneras. Fue la primera vez que vi a Estados Unidos reunirse para luchar por algo que le sucedió a una mujer negra", dice el activista en referencia a las protestas que se dieron en todo el país en 2020 para exigir justicia ante la muerte de esta joven de 26 años y sanitaria del servicio de emergencias.

Hace justo un año, en Louisville (Kentucky) tres agentes derribaron la puerta de Taylor con una orden de registro en mano para buscar estupefacientes –que nunca encontraron–. No se sabe con exactitud cómo fue la entrada de la policía en el domicilio, pues ninguno de los agentes se puso una cámara de video en su uniforme.

Hay dos versiones de lo que pasó, la de la policía y la de la familia de la víctima. El teniente Ted Eidem dijo en una conferencia de prensa el año pasado que en el momento de la redada los agentes llamaron varias veces a la puerta y anunciaron que eran policías y que tenían una orden de registro. Además, el funcionario señaló que una vez que los agentes entraron fueron recibidos con disparos por parte de Kenneth Walker –el novio de Taylor, que tiene permiso de armas– y ellos respondieron descargando sus pistolas contra Walker y Taylor. En la escena del crimen había más de 30 casquetes, seis en el cuerpo de Taylor y uno en la pierna del policía Jonathan Mattingly.

En cambio, la familia de Taylor señaló que los agentes ni se anunciaron ni llamaron y que una vez que derribaron la puerta se pusieron a disparar, razón por la que, cuando la policía entró, Walker llamó al teléfono de emergencias para avisar de un atraco.

Más de seis meses después de la muerte de Taylor, Louisville anunció que instituiría una serie de reformas policiales y pagaría 12 millones de dólares a la familia de la víctima para resolver una demanda por muerte por negligencia.

Medidas de reforma policial

Como parte del acuerdo tras la demanda de la familia de Taylor, la ciudad acordó establecer un programa de créditos para la vivienda con el objetivo de incentivar a los oficiales a vivir en las zonas en las que prestan servicio. También acordó utilizar trabajadores sociales para apoyar en determinadas operaciones. Asimismo, el acuerdo busca exigir a los comandantes que aprueben las órdenes de registro antes de solicitar la aprobación judicial, entre otros cambios.

Además, se puso en funcionamiento la "Ley Breonna", una prohibición de los registros sin llamar. La técnica policial sigue en práctica en otros estados.

Pese a estas medidas, algunos activistas creen que no es suficiente.

"No ha habido justicia para BreonnaTaylor", opina Newsome, quien cree que de la única manera en la que se podría hacer justicia es si los autores del tiroteo fueran condenados por asesinato y pasaran un "largo tiempo" en la cárcel. También acusa al jefe de la policía, Steve Conrad.

Por su parte, la consejera delegada de Woman Unbreakable, Kim Roberts–Henderson, también cree que no se ha hecho justicia en el caso de Taylor, pero dice que entiende a las personas que piensan lo contrario, pues esas personas comparan su caso con otros que recibieron una indemnización menor. Los familiares de Eric Garner, un afroamericano de Nueva York que murió en 2014 después de que un policía lo inmovilizara con una llave de estrangulamiento prohibida mientras intentaba arrestarlo, recibió menos de la mitad. "El movimiento de Black Lives Matter ha tenido mucho que ver con el resultado del caso de Breonna. Había mucha presión social", dice la activista.

Las creadoras del lema Black Lives Matter

Tanto Roberts–Henderson como Newsome señalan que el racismo se hace más evidente contra las mujeres negras. "El hecho de que tuvimos que luchar tanto para crear conciencia sobre el caso de Breonna es una evidencia de que es más difícil conseguir justicia para las mujeres negras", dice el activista. Durante las protestas contra la brutalidad policial y el racismo que recorrieron las calles de cientos de ciudades de Estados Unidos resonaba mucho más el nombre de George Floyd –quien murió después de que un policía presionara su rodilla contra su cuello durante 8 minutos y 46 segundos– que el de Taylor. "La mujer negra es la persona más desprotegida en este planeta. Así lo dijo en su tiempo Malcolm X y así sigue pasando ahora", añade Newsome.

Para ejemplificar su idea, Roberts–Henderson destaca que la gran mayoría de los componentes de las protestas pacíficas de 2020 no sabía que el hashtag de Black Lives Matter fue creado por tres afroamericanas. Fueron Alicia Garza, Patrisse Cullors y Opal Tometi las que empezaron a usar #BlackLivesMatter en las redes sociales en 2013 para protestar contra la absolución del civil George Zimmerman, quien mató de un disparo al afroamericano Trayvon Martin.

Para conmemorar el año del tiroteo de Taylor, activistas organizaron este sábado vigilias por todo el país. Newsome explica que los neoyorquinos –muchos de ellos con velas– rendirán homenaje a la afroamericana desde diversos puntos de la ciudad. "Esto no es solo para recordar, también está el aspecto activista de Breonna Taylor. Es decir, el aspecto de la segunda enmienda [el derecho a poseer y portar armas] entre los ciudadanos negros o la eliminación del registro sin llamar en el resto de Estados Unidos".

Etiquetas
stats