Manes arranca en Salto su relato de campaña: el de un chico de pueblo que triunfó en la Argentina y el mundo

Manes, en 1990, cuando estudiaba medicina en la UBA

Decidió empezar por el pueblo agropecuario en el que se crió. Salto será el kilómetro cero de la aventura que, a los 52 años y sin antecedentes en la política electoral, Facundo Manes eligió encarar: ser candidato a diputado por la provincia de Buenos Aires. Precandidato, en realidad. Porque antes de confirmar su estatus de aspirante a una banca deberá competir en una PASO contra la lista encabezada por Diego Santilli, esponsoreada por Horacio Rodríguez Larreta y Elisa Carrió. 

En los últimos días, el neurólogo radical empezó a sentir el rigor de su condición de outsider. Carrió dudó de sus aptitudes como diputado y lo acusó de usar el Congreso como mero trampolín para ir por la presidencia. Manes a su vez advirtió sobre la utilización de los recursos estatales de la Ciudad en beneficio de la postulación de Santilli. La sospecha le valió un retruque coral de Lilita, Cristian Ritondo, Patricia Bullrich, Santilli y Larreta. En paralelo, el autor de bestsellers tuvo que hacer malabares retóricos para justificar la inclusión del histórico intendente peronista de Malvinas Argentinas, Jesús Cariglino, quien carga con un perfil reñido con el del discurso renovador, dentro de su boleta. Margarita Stolbizer, cuarta en la lista de Manes, se mostró incómoda por compartir espacio con Cariglino.

Desde este jueves a las 17 horas, el objetivo de su equipo será construir un nuevo relato alrededor de la figura de Manes: el del muchacho de pueblo que triunfó gracias al valor de su tenacidad y esfuerzo. Por eso el médico de la UBA empezará su campaña en la localidad agropecuaria de 30 mil habitantes en la que se crió. Con caminatas y encuentros con vecinos, el plan será mostrar la vuelta al pueblo del hijo pródigo de Salto. “Al gran neurocientista ya se lo conoce. Ahora buscamos presentar al chico que, sin contactos ni atajos, se tomó un tren para ir a estudiar a Buenos Aires. Su llegada a la política tiene puntos de contacto con aquel desafío”, afirma un asesor de campaña.

Por detrás del frontman radical, ya se conformó una mesa política que busca darle músculo territorial a su postulación. La integra un combinado interpartidario: el diputado provincial Maxi Abad, presidente de la UCR bonaerense; Stolbizer; Gastón Manes, el hermano abogado de Facundo; más dos peronistas (ex)amarillos que detentan cierto peso en el conurbano. Son el ex presidente de la Cámara de Diputados Emilio Monzó y el exministro vidalista Joaquín de la Torre. El dúo arrastra una estela de massismo residual: el que componen los exintendentes Sandro Guzmán, Luis Acuña y Jesús Cariglino, el precandidato a diputado que generó el disgusto de Stolbizer.

En mayo de 2018, Manes había hecho una apuesta parecida a la de este jueves en Salto. Fue durante el lanzamiento de su cuarto libro, El cerebro del Futuro. El difusor de las llamadas neurociencias protagonizó el acto en la escuela primaria  Don José de San Martín, entre sus ex maestras, compañeros y amigos. Por aquellos días Manes ya coqueteaba con la posibilidad de entrar a la política. Y se mostraba cerca del gobierno bonaerense de María Eugenia Vidal. Abajo del escenario, en la primera fila, lo alentaba el vice de Vidal en la Provincia, el radical Daniel Salvador.

Durante la organización del evento, Manes había pedido contratar combis y montar una pantalla gigante en la puerta de la escuela pública de Salto. El día de la presentación, el pueblo estaba convulsionado. El despliegue incluía cámaras de televisión, agentes de seguridad bonaerense, calles valladas y un espacio VIP. Pero si bien el salón escolar estaba colmado, no hubo muchedumbres agolpadas en el exterior. La puesta en escena, sin embargo, parecía ser la antesala de su irrupción en la experiencia electoral. Tampoco ocurrió.

Más de tres años después, Manes regresa una vez más a su pago chico. Tres días después del arranque de Santilli en La Matanza, la esperanza radical hará su debut proselitista en el interior de la Provincia. Pasará la noche en Salto y, el viernes, recorrerá Chacabuco y Junín. El sábado le tocará Mar del Plata. 

Toda la comunicación del tour estará centrada en su figura. Sólo en Junín compartirá el protagonismo. Ahí caminará junto a su segunda en la lista: la docente Danya Tavela, vicerrectora de la Universidad Nacional del Noroeste de la Provincia de Buenos Aires (UNNOBA), que tiene base en Junín. 

Manes pretende aparecer como un candidato ajeno y superador de la grieta, un profesional exitoso que no necesita rendir cuentas sobre la gestión de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal. El primer objetivo de su equipo será revertir el alto nivel de desconocimiento que tiene en el Gran Buenos Aires: ahí alrededor de un 50% de la gente no lo registra. Por eso, el lunes mudará su campaña al conurbano. Empezará por Quilmes, partido en el que nació antes de instalarse en Salto.

AF

Etiquetas